Damas

Sociedad Nuevo Casino de Cortegana: Un mito en el Patrimonio

En la Sociedad Nuevo Casino, nació el proyecto de trabajo sobre nuestro patrimonio casinero. Todavía no habíamos puesto en circulación la palabra “casinero”, pero es el término adecuado para designar a lo referente a estas sociedades de ocio y cultura.

(Las imágenes y el texto de este artículo, no corresponden a los contenidos del libro “Casinos de Huelva”)

Miguel Mojarro.

Cortegana. Un casino con historia y futuro.
Cortegana. Un casino con historia y futuro.

En diciembre del año 2013, cuando “Casinos de Huelva” estaba recién nacido, publicamos un artículo en el diario Huelva Buenas Noticias, porque en esos días Cortegana tenía mucho que decir de nuestro trabajo por los caminos y salones de Huelva.




Hoy, cuando han pasado dos años largos de aquella publicación, vuelve a estar de actualidad lo que dijimos y algo más que añadir. Y eso es lo que vamos a hacer en estas líneas.

En la Sociedad Nuevo Casino, nació el proyecto de trabajo sobre nuestro patrimonio casinero. Todavía no habíamos puesto en circulación la palabra “casinero”, pero es el término adecuado para designar a lo referente a estas sociedades de ocio y cultura.




Aquella noche, siendo repostero de este Casino nuestro amigo José Manuel, una de sus mesas con brasas, su amabilidad y buen hacer, nos salvó de una noche fría y creó en nosotros el gusanillo de descubrir placeres sociológicos en los salones de otros casinos choqueros.

Desde entonces, cada viaje nuestro por el Sur, pasa en visita obligada y buscada, por este Casino y por el otro de la plaza “de arriba”, que no le va a la zaga en belleza.

Pero hoy nos paramos solamente en “el de abajo”, como lo llamamos en el argot, porque en él se está produciendo un proceso agónico y esperanzador.

Cortegana. La belleza increible de Mensaque.
Cortegana. La belleza increible de Mensaque.

Recordemos el significado de ese término griego, tan utilizado con significados a veces tergiversados. Agonía es “lucha”, pero toda la lucha que sucede con formas profundas y transcendentes. Y eso es lo que está ocurriendo en “nuestro casino” de Cortegana. Una lucha “agónica” esta desembocando en una vida nueva llena de esperanza, para quienes damos a los casinos el valor que como patrimonio tienen.

Esa esperanza es, de momento, el resultado de la lucha que acaba de empezar. El camino iniciado conducirá a un renacer tan admirable como su historia. Porque son muchos los empeños que hay en ello. Principalmente la rebelión ante el deterioro de lo nuestro. Tan nuestro, que forma parte esencial de la Historia de Cortegana, junto a otros valores casineros, como los otros casinos que son y han sido.

En aquel artículo de 2013 (https://huelvabuenasnoticias.com/2013/12/28/cortegana-sociedad-nuevo-casino-ambiente-dinamismo-y-belleza-sociedad-gran-casino-estetica-y-bienestar/), decíamos algunas cosas que hoy traemos a la primera línea de nuestra actualidad:

“Cortegana es lugar de encuentros y de hallazgos. Encuentros con amigos y con la historia, con ambientes que estaban olvidados y con una visión distinta de una Sierra que no es homogénea. Hallazgo de lugares no imaginados, de personas atípicas y bellezas de interiores que no nos habían descrito con justicia.

Un pueblo para repetir cuantas veces uno pueda. Y jugar al encuentro de amigos en los dos Casinos, uno tras otro, café y manguara, tertulia y prensa (Como hace mi amiga Paloma), sosiego en uno y trajín en otro, … “

Cortegana. Preciosa reja en la escalera.
Cortegana. Preciosa reja en la escalera.

Siempre ha sido tentación inevitable la visita al goce de su estética, que es una de los atractivos más increíbles de los casinos del Sur:

“ … en el escenario magnífico, admirable e inigualable del Casino de Abajo: Zócalos de una cerámica, en parte de Mensaque, que es museo indiscutible de la belleza de azulejos del Sur, en aquel primer medio siglo de la vida de los casinos. Es como estar en un palacio propio, con la sensación de que no se está de visita y de que no hay que pagar la entrada. Basta con ir, entrar y abrir los ojos ante tal maravilla.”

Pero no hace mucho (Dos meses), una convocatoria ponía los pelos de punta a quienes amamos a este Casino como nuestra propia casa. Asamblea para tomar decisiones sobre el futuro del “Casino de Abajo”.

Hoy, cuando enero ha puesto fin a la agonía casinera, se inicia etapa. Yo diría que un camino que debe conducir a la recuperación total de un Casino que es emblemático en la Sierra y envidia del Sur.

De momento, Ana María, María Ángeles, José Manuel Hermoso, … y una Directiva con valor y sensibilidad, toman las riendas en una senda dura pero necesaria.

Decíamos e nuestro sitio web:

Cortegana. Don José y Don Juan. Don Juan y Don José. La valía de un equipo.
Cortegana. Don José y Don Juan. Don Juan y Don José. La valía de un equipo.

“En nuestra alegría por al inicio de un camino, tiene mucho que ver la esperanza que pusimos en la anterior Directiva, que durante dos años escasos realizó la tarea de estabilizar el “Casino de Abajo”, preparar el camino de un cambio necesario y crear una cultura de patrimonio que es obligada.
No se olvide que Patrimonio no es motivo para presumir vanamente, sino valor que obliga y orgullo que ennoblece. Y eso es lo que hizo la anterior Directiva, con Don Juan y Don José, Don José y Don Juan a las riendas, para dejar claras dos sensaciones: Un casino es algo nuestro y es siervo obligado de un estatuto.”

En Cortegana hay una lucha que ha cubierto una etapa: Estabilización y revalorización de dos conceptos. Uno de responsabilidad: El casino es nuestro y nuestra la tarea de mantener y proteger. Otro, de obligado cumplimento: Hay una norma establecida por nosotros mismos, el Estatuto, que está para ser contemplado y cumplido, aunque solamente sea para evitar males futuros.

Cortegana de Abajo. Un bar con recuerdos.
Cortegana de Abajo. Un bar con recuerdos.

Esa ha sido la tarea difícil de la anterior directiva, que ha colocado al “Casino de Abajo” en la línea de salida de un futuro con esperanza.

Hoy, nueva directiva, con arrestos bien reflexionados e inspirada en la ilusión de un patrimonio increíble, se sube al pescante y camina hacia donde todos deseamos: Un futuro que recupere la historia, sus valores y su brillo.

Para eso, dos mujeres (Ojo: No es caso único porque La Zarza abrió camino), Ana María, María Ángeles, con la cualificada aportación de uno que sabe (José Manuel Hermoso) y un grupo directivo que ha dado un paso adelante para una tarea que no es fácil pero que ilusiona.

Nos emplazamos en estas mismas páginas para repetir lo que hoy nos pide el cuerpo: Bravo por Ellas y su Equipo.

Así, con mayúsculas.
Grupo Azoteas
www.azoteas.es
azoteas@azoteas.es

 






4 Responses to "Sociedad Nuevo Casino de Cortegana: Un mito en el Patrimonio"

  1. Benito A. de la Morena   6 febrero 2016 at 8:13 pm

    Ilusiona lo que nos cuenta D. Miguel sobre la Sociedad Nuevo casino de Cortegana, porque abre las puertas a más iniciativas que rememoren la historia y la cultura de los pueblos a través de sus casinos.
    Próximamente pretendo pasar por esa bella población y prometo ir a visitarlo

    Responder
    • Azoteas   7 febrero 2016 at 12:01 pm

      Busque a Don Juan o Don José (anteriores Presidentes), a Doña Ana o Doña María Ángeles (Actuales mandatarias) y busque su amor por este Casino. Le gustará.
      Que le enseñen el Casino por dentro. Y siéntese en una de las mesas del salón para admirar la chimenea mítica que lo adorna.
      Y suba después por una calle pequeña que conduce a otra plaza con encanto. Allí, otro Casino, le ofrecerá el mejor salón para pasear por él con un libro en la mano. Y una manguara esperándole en una de las mesas que se adornan con zócalos increíbles. Eso sí, servida por Auri, una repostera admirada y admirable.
      Vaya. Vaya y disfrute. Y anime a quien corresponda a valorar lo que allí hay.
      Gracias por su aportación, como siempre valiosa.

      Responder
  2. Juan Fernández Peña   7 febrero 2016 at 8:50 pm

    Estimado Miguel:
    Mi agradecimiento por el trabajo de divulgación que estás realizando sobre los casinos de Huelva y particular por los dos casinos de Cortegana.
    Espero y deseo que tus trabajos sobre los casinos onubenses sirvan para despertar la conciencia de sus socios, de darse cuenta del importante patrimonio que disfrutan, de la necesidad de conservarlos en las mejores condiciones para las nuevas generaciones, pero conservarlos en el ámbito de sociedades culturales- recreativas y no como simples bares de su población.
    Saludos y ánimo.
    Juan Fernández Peña

    Responder
    • Azoteas   19 febrero 2016 at 8:03 pm

      Ya sabes, querido Juan, que estamos a vuestro lado en ese pensamiento.
      Hay ideas tan claras y generosas como las que habéis tenido tu compañero José y tú, que deberían ser mandamientos religiosos para los casineros.
      Como bien dices, un casino es un patrimonio que nos aporta placer y responsabilidad. Es un lujo tener un casino como el vuestro.

      Responder

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.