‘Hitchcock’, TV movie de lujo

0
71
Una escena de 'Hitchcock'.
Una escena de 'Hitchcock'.
Una escena de 'Hitchcock'.
Una escena de ‘Hitchcock’.

Miguel Velasco Márquez. El cine dentro del cine es un recurso cinematográfico altamente explotado con desiguales resultados. Solo hace falta recordar Ed Wood, El crepúsculo de los dioses o la más reciente The Artist para darnos cuenta que bajo la premisa de este juego de muñecas rusas que es una película dentro de otra se pude sacar oro de altos quilates si hay ingenio y talento detrás. No es, éste que nos ocupa, el caso.

El film de Sacha Gervasi bebe más  de Mi semana con Marylin que de las anteriores. Usa el Macguffin argumental del rodaje de la obra maestra Psicosis como pretexto para adentrarnos en la tormentosa relación del director de Vértigo con su mujer Alma, sirviéndose de tópicos manidos sobre la personalidad del realizador, que en vez de sumar restan a la historia. Incluso sirviéndose de metáforas tan pobres como la piscina como signo del derrumbe que acecha al director en todos sus planos vitales.



La película nos sitúa en el estreno de su último éxito, Con la muerte en los talones. Hollywood, ávido de nuevas promesas, pone en jaque al maestro del suspense que lucha poniendo en riesgo su patrimonio para sacar adelante la que está llamada a ser su obra maestra más reconocida Psicosis Nadie confía en la historia. Nadie, menos él.

Si bien el arranque parece prometedor (la escena de la visita al censor es fabulosa) y nos hace albergar expectativas de que Gervasi se haya empapado bien de la imprescindible entrevista que Truffaut hizo al maestro para su monumental libro El cine según Hitchcock, el film tarda poco en convertirse en un folletín de TV movie repleto de escenas metidas con calzador y sobredosis de información superflua. Tanto es así, que Gervasi parece mostrar más interés en la trama de la esposa (Alma) con el escritor que en la del rodaje en sí, produciendo esto unos desajustes de ritmo bastante acusados.



Anthony Hopkins poco puede hacer para salvar el desastre lastrado por un trabajo de maquillaje nefasto. Jamás hace que el espectador crea que verdaderamente está ante Hitchcock, haciéndonos sentir, más bien, ante una caricatura. Una mera parodia que no alcanza ninguna cota de verdad. Una lástima.

Los demás actores cumplen su función correctamente, destacando sobre todos una estupenda Helen Mirren que hace lo que puede para levantar algo el vuelo de la trama. Su Alma es el verdadero motor de la película.



Estamos pues, ante una TV movie más propia de Telecinco que de la gala de los Oscar. ¿Entretenida? Si, pero desafortunadamente, más cercana a Muchachada Nui que a Ed Wood.

Ficha técnica
Película: Hitchcock. Dirección: Sacha Gervasi. País: USA. Año: 2012. Duración: 98 min. Género: Biopic, comedia dramática, romance. Interpretación: Anthony Hopkins (Alfred Hitchcock), Helen Mirren (Alma Reville), Scarlett Johansson (Janet Leigh), Toni Collette (Peggy), Jessica Biel (Vera Miles), Danny Huston (Whitfield Cook), James D’Arcy (Anthony Perkins), Michael Stuhlbarg (Lew Wasserman), Michael Wincott (Ed Gein), Kurtwood Smith (Geoffrey Shurlock), Richard Portnow (Barney Balaban). Guión: John J. McLaughlin; basado en el libro Alfred Hitchcock and the making of Psycho, de Stephen Rebello. Producción: Alan Barnette, Joe Medjuck, Tom Pollock, Ivan Reitman y Tom Thayer. Música: Danny Elfman. Fotografía: Jeff Cronenweth. Montaje: Pamela Martin. Diseño de producción: Judy Becker. Vestuario: Julie Weiss.