VOLEIBOL

Cartaya rinde homenaje a la onubense Pilar García en el Campeonato de Andalucía Infantil de Selecciones Provinciales

Este evento tendrá lugar del 1 al 3 de marzo en el Pabellón Municipal 'Juan Miguel Polo Plana' y en el mismo tomarán parte 16 combinados de la Comunidad Autónoma

La recordada Pilar García, a quien se rendirá homenaje en el Andaluz Infantil de Selecciones Provinciales de Voleibol en Cartaya, con su familia.
La recordada Pilar García, a quien se rendirá homenaje en el Andaluz Infantil de Selecciones Provinciales de Voleibol en Cartaya, con su familia.

S. D. El nombre de Pilar García será protagonista en el Campeonato de Andalucía Infantil de Selecciones Provinciales de Voleibol, que tendrá lugar en Cartaya del 1 al 3 de marzo y en el que tomarán parte 16 combinados de la Comunidad Autónoma.

Las selecciones onubenses, tanto en chicos como en chicas, están dispuestas a subirse al podio. Rocío Méndez, del CV Lucena del Puerto, y Marcos Ortiz, del CV San Juan del Puerto, dirigen el combinado masculino. Por su parte Ana Rocío Luna, del CV Doñana de Almonte, y Celia González, del DJA ’75 de Ayamonte, comandan la selección femenina.

Ambos conjuntos han quedado encuadrados en el grupo B, el masculino junto a las selecciones de Almería, Cádiz y Granada, y el femenino, con Sevilla, Córdoba y Cádiz.

Paralelo a la competición, el torneo servirá para recordar a Pilar García, fallecida el 27 de diciembre de 2022 a los 69 años de edad y que el voleibol llenó su vida… “Como una madre para todos”, “su simpatía y cercanía nos hacía sentir como en casa”, “cariñosa, servicial y entrañable” o “se preocupaba por todos”, son algunos testimonios de personas del mundo de voleibol que conocieron a Pilar García Morales.


Puerto de Huelva

Pilar no fue sólo la mujer del vicepresidente de la Federación Andaluza de Voleibol y delegado provincial, Magín Fernández, sino que participó de forma activa en todo lo que estaba en su mano para ayudar a la promoción de este deporte y sus deportistas. Fue muy querida dentro del mundo del voleibol en toda la provincia onubense.

Prueba de ello, los testimonios de personas vinculadas al voleibol, como Pilar Carro, presidenta del Club Voleibol DJA ’75 de Ayamonte desde hace más de 20 años. ‘Pilu’, como la conocen en Ayamonte, aseguró que “hablar de voleibol en la provincia de Huelva es hablar de Magín, pero no podías imaginar a Magín sin Pilar”. Carro se referío a Pilar como una mujer “cariñosa, única, siempre sonriente y feliz, y, sobre todo, era la amiga de todos los jugadores, la confidente, la madre que te alentaba a cada minuto y que te cuidaba, siempre pendiente de si comías, bebías o te abrigabas tras el entrenamiento o el partido”.

Por su parte, el entrenador del club Zulema de Aracena y coordinador del Servicio de Deportes del municipio serrano, José Rafael Rodríguez ‘Piti’ relató su recuerdo de Pilar “en los pabellones, siempre saludando a todo el mundo, riendo, bromeando y preguntando, y es que es verdad que al lado de un gran hombre, siempre hay una gran mujer. Pilar aportó mucho al voleibol de Huelva como esposa, madre de deportistas y servicial en todo lo que era el día a día de nuestro deporte” y añadió que “ todos lo que la conocimos y disfrutamos de ella la echamos de menos”.

Otros testimonios sobre Pilar pasan por San Bartolomé de la Torre. Allí dirige el voleibol desde hace décadas José María Matilde, presidente y entrenador del CV San Bartolomé y también seleccionador provincial y andaluz: “He tenido la suerte de compartir con ella y su familia magníficos momentos en los que hemos compartido alegrías y tristezas en campeonatos de Andalucía tanto con mi club como con las selecciones onubenses”, dijo, añadiendo que “Pilar siempre mostraba un cariño especial por nuestra dedicación a este deporte, preocupándose además por los compañeros y jugadores a los que Magín le gustaba gastar alguna broma y con las que ella sufría enormemente; era una mujer entrañable”.

Y en Huelva capital, su ciudad natal, despertó también los halagos de los clubes que han formado parte de nuestra historia. En la actualidad sólo sobrevive el CD Estuaria, con casi 25 años de vida, cuyos entrenadores no olvidan la pasión de Pilar por el voleibol. Maite Flores, que además de entrenadora del club capitalino ha sido seleccionadora provincial y andaluza, recordó que “cuando coincidí en el equipo jugando con su hija María, era una mujer que nos acompañaba a todos los partidos y campeonatos que jugábamos, y junto con algunos padres que iban, incluidos los míos, los llamábamos ‘los pantojos’, porque les daba igual donde jugásemos que allí estaban ellos para darnos ánimos y pudiéramos sentir la familia cerca”. “Su amor por el voleibol y por su familia ha estado siempre presente en su vida, incluso cuando no estaba en su mejor momento, se recomponía y allí estaba en las gradas disfrutando y viendo jugar a su sobrina nieta Paula; la verdad es que se la echa de menos”, concluyó.

Por su parte, Roland Lozano, que además de entrenador y directivo del CD Estuaria ha jugado en los grandes equipos referentes de Huelva en la época dorada del vóley onubense, señaló que “todo lo que fuese voleibol, ya fuesen partidos, campeonatos o viajes casi siempre allí estaba Pilar”. Roland mencionó que “en los primeros años que viajaba con el Club Voley Huelva en autobús veía desde mi asiento como los jugadores se acercaban a Pilar, tanto jóvenes como veteranos y yo no sabía muy bien por qué… hasta que lo descubrí un día que me acerqué a ella junto a Diego Lobato. Pilar era como el salvavidas de todos los que íbamos en la expedición, solucionaba eso que las madres que se quedaban en casa no podían, una aspirina, agua, clínex, un bocadillo o simplemente la tranquilidad de que ahí estaba Pilar para lo que pudiera pasar”.



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mercedes
Cash Fresh
Ayuntamiento de Punta Umbría, feria de la gamba
Cocehu
Simposión caballos
Aguas de Huelva
Las cosas del toro
Atlantic Copper
Ayuntamiento de palos de la frontera
Caja Rural hipoteca joven
Csif
Hospital Quirón
cepsa
Diputación de Huelva