Un grupo internacional experimentará en la Cabalgata de los Reyes de Higuera una crema térmica de última generación que podría revolucionar la industria de la dermatología

0
198
Escena de la Cabalgata de Higuera.
Escena de la Cabalgata de Higuera.

José Manuel Alfaro, ‘El Cuaderno de Muleman’. El pasado viernes, una empresa multinacional del sector de la dermatología anunció en una rueda de prensa que este 5 de enero realizarían en la localidad de Higuera de la Sierra una prueba piloto experimental de una crema dermatológica de última generación. Según las informaciones ofrecidas por el director técnico de la empresa nórdica, esta se llevaría durante la salida de la Cabalgata de los Reyes Magos, que se lleva haciendo en la localidad serrana desde 1918 y que es la segunda más antigua del país.

Test de alergia.

En la rueda de prensa, la empresa ha explicado que, aunque las primeras pruebas ya se han realizado a cabo en cerdos ibéricos, situados en diversas fincas de la provincia, los resultados más esperados serán los que arroje el experimento en el cuerpo de uno de los higuereños que se han prestado voluntario para el experimento. De confirmarse los resultados en humanos, estaríamos ante uno de los productos más revolucionarios de este año que acaba de comenzar. El producto en cuestión que ya tiene nombre Higeterm®.



El pueblo recibiendo la Cabalgata.

Será administrado a uno de los figurantes con escasa ropa que forma parte del cortejo, un individuo al que, tras unas pruebas dermatológicas y físicas previas, se les aplicará la crema por todo el cuerpo, creando una película, que aislará al sujeto del frío, al mismo tiempo que lo convertirá en acumulador térmico. Aunque habrá que esperar a los resultados finales del ensayo, los primeros resultados en animales, han demostrado que los efectos además de ser inmediatos, eran altamente positivos, hasta tal punto, de que mientras que a los cerdos a los que, en pleno mes de diciembre, no se les había aplicado la crema, estos permanecían inmóviles y con signos de congelación.

Higuera, pueblo de Reyes.

Pero a los que, si se les había aplicado, habían mostrado un comportamiento dinámico, como si se encontraran en la playa de Punta Umbría en pleno mes de agosto. Aunque se piensa, que los resultados serán muy parecidos, habrá que esperar al final de la cabalgata para comprobar que los efectos secundarios que se han producido en los cerdos son inapreciables en humanos. En la rueda de prensa además del director técnico de la multinacional nórdica, también ha estado el valiente higuereño que el próximo 5 de enero, será el patrón de este experimento pionero en la ciencia de la dermatología. Un conocido vecino de Higuera, que ha querido contestar a algunas preguntas, sobre cómo afronta este desafío, para el que lleva preparándose todo un año.



-¿Por qué creen que han elegido esta localidad para el experimento?
-Yo creo que, por dos razones, la primera y más importante es por la singularidad del escenario. La Cabalgata de Reyes Magos es uno de los acontecimientos más importantes, singulares y hermosos de la provincia, la segunda más antigua del país. Una cita que reúne desde 1918 a miles de personas en un municipio de no más de mil habitantes, llenando las calles de un gentío que el resto del año, ni se conoce. Un espectáculo, en el que todo el pueblo se vuelca en su organización y el que ponemos toda la ilusión y el cariño para que los que se acercan en un día tan especial, vivan algo único, incluso algunos como yo nos llevamos todo el año entrenando para ello. Y la segunda por el frío tan intenso ese día, permanecer inmóvil en pleno mes de enero, sin apenas ropa, en un pueblo con un clima perfecto para secar jamones, gracias a su frío siberiano, no es tarea fácil. Un escenario que se presenta ideal para avalar la eficacia de esta revolucionaria crema, al mismo tiempo que la empresa consigue un efecto mediático que no conseguiría aplicándosela a un noruego desnudo en la terraza de un bar de Oslo en pleno en invierno.

Una de las escenas mas bonitas: La Estrella.

-¿Cómo es el día a día de un figurante como usted?
-Aunque nadie se lo crea, muchos de los que participamos en este evento mágico y único, nos llevamos todo el año entrenando, sobre todo en los meses de noviembre y diciembre que es cuando en la Sierra empieza el frío y se te ponen las orejas y la punta de la nariz helada. Para entrenar nuestra inmovilidad, hacemos yoga, así aprendemos a controlar la respiración y parecer estatuas. Y para adecuarnos al frío de esa noche, yo suelo partir troncos sin camiseta en el campo, corro por los cabezos a primera hora de la mañana, me baño esos meses con agua fría, desconecto la calefacción, duermo desnudo y sin mantas, conduzco el coche con el aire acondicionado o lo más extremo que suelo hacer es, ir a tomar café por las tardes en pantalones cortos y camiseta de tirantas. Son unos meses duros en los que se te ponen los pezones tan duros que parecen que se te van a partir, pero merece la pena ver a todo el pueblo unido por algo y recibir la admiración de los miles de personas que se acercan aquí todos los años, para abrigarnos con su cariño.

Preparativos de la Cabalgata.

-¿Qué pasará si sale mal el experimento?
-No pasará nada. La cabalgata será una fiesta del pueblo como todos los años. Además, porque va a salir mal, ya las primeras pruebas se han hecho en cerdos y los resultados que se han obtenidos han sido muy positivos. Lo único que les preocupa, es que se ha observado que hay un crecimiento anormal de vello. Pero bueno eso es lo de menos, incluso podría ser interesante, porque le daría un toque más actual a la cabalgata en la que los pastores que van a adorar al niño, en vez de ser seres humanos, serían hombres lobo, quizás eso podría de alguna forma ser el comienzo de una renovación de la cabalgata.

Sensación térmica en Higuera este día.

-¿Qué le han dicho su mujer, sus hijos y los vecinos?
-Mi mujer está encantada con el experimento y mis hijos y los vecinos también. Si todo saliera bien ese día, que seguro va a ser que así, nuestro pueblo aparecería en los libros de dermatología, en los anuncios de publicidad de la crema e incluso en los prospectos de la crema. Para el pueblo sería como si le hubieran caído el primer premio de la Lotería del Niño.

-¿Ha podido hablar con el alcalde de este tema?
-No, aún no he tenido tiempo, con el ajetreo del proceso de selección, las pruebas médicas, los entrenamientos, casi no he tenido ni tiempo libre para tomarme un café con él y explicarle los detalles. De todas formas, cuando se termine el experimento y la empresa nórdica haga públicos los resultados oficiales y se presente la crema lo invitaremos a él y la corporación para hacer el acto como se merece este pueblo. Acto que se aprovechará para poner en valor nuestra cabalgata y nuestro pueblo con su rico patrimonio urbano, cultural y artístico.

Vista aérea de Higuera de la Sierra.

-¿Cuánto le ha ofrecido la multinacional por hacer de cerdo de indias?
-Esa pregunta no la puedo contestar, la empresa y yo hemos firmado un contrato de confidencialidad en la que además de los honorarios que voy a cobrar por someterme a este experimento, aparecen las cantidades a percibir en caso de que la prueba puede acabar en una invalidez permanente o incluso pueda producirme la muerte por una reacción no contemplada en los ensayos con ratones, monos y cerdos. Lo que sí le puedo decir es que, si yo me quedará tonto por alguna razón durante la prueba o muriera, dios lo quiera que eso pasara durante la cabalgata, mi mujer y mis hijos podrían vivir tranquilos económicamente toda la vida, y eso para mí es una garantía.

-¿Participaría en otro experimento similar a este?
-Si todo sale bien el próximo invierno salgo para Nepal, para hacer las pruebas de la crema con una versión plus pensada para alpinistas y porteadores y senderistas incautos de la Sierra de Huelva, pero de eso ya hablare en la Cabalgata de Reyes del año que viene.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here