Mercedes

Simón Barreiro, un andevaleño que dirige el área de ingresos de una cadena hotelera en Andalucía

Natural de Tharsis, este onubense de 35 años es un enamorado de la provincia de Huelva, una tierra que considera que tiene numerosas potencialidades turísticas. Residente en La Orden desde niño, Simón se encuentra al frente de la gestión hotelera de una conocida cadena a nivel regional tras estudiar Turismo en la desaparecida Escuela Superior de Turismo de Huelva.

Simón Barreiro Gómez, un onubense natural de Minas de Tharsis.

Mari Paz Díaz. A sus 35 años, Simón Barreiro Gómez sabe bien lo que es luchar y trabajar por conseguir tus sueños. No es fácil para nadie. Pero, con tesón, entusiasmo y trabajo, se pude conseguir. Su historia arranca en Minas de Tharsis, el pueblo que lo vio nacer y donde reside toda su familia. Desde este rincón del Andévalo, con tan sólo 3 años, se trasladó con su familia hasta Huelva capital. Según recuerda, “con tan solo tres años, y cuando mi familia apenas disponía de recursos, nos mudamos a Huelva capital, al modesto barrio de La Orden. Mi padre aún suele recordarme cómo, para poder llegar a Huelva, tuvo que vender su cámara de fotos y algunas pertenencias más para comprarse una furgoneta de segunda mano, la cual se estropeó a mitad de camino en una tormentosa noche de invierno, viéndonos obligados a terminar el recorrido hasta la ciudad haciendo autostop”. 

Con tres años se marchó de su localidad natal, Minas de Tharsis.

Unos duros inicios de los que, poco a poco, fueron saliendo hacia adelante, “gracias al duro trabajo de mi padre en Asproauto, el taller que hoy en día sigue dirigiendo junto a mi hermano menor. Y, por supuesto, gracias también a la fuerza y energía de mi madre, que tuvo que hacer frente a mi maternidad desde muy joven y, lamentablemente, sin el apoyo de sus padres, ya que mis abuelos fallecieron de forma dolorosa pocos meses antes de yo nacer, cuando ella apenas tenía 20 años”. A pesar de las complicaciones, este onubense reconoce que su infancia y su adolescencia fueron etapas felices, en las que pasaba la semana viviendo en Huelva y todos los fines de semana se marchaba a Tharsis para visitar a su abuela, sus primos, sus tíos y sus amigos.

Trabaja para la cadena de hoteles Barceló.

A nivel profesional, tras acabar el instituto, Simón se diplomó en Turismo, en la ya desaparecida Escuela Superior de Turismo de Huelva, tras lo cual completó su formación con dos Másters, uno en Desarrollo de Destinos Turísticos y otro en Gestión Hotelera, realizado en Málaga. Cuando acabó estos estudios tenía 23 años, justo cuando comenzó a trabajar en el Departamento Comercial de la cadena Barceló Hotel Group en Huelva. Un puesto desde el que, en enero de 2013, desde hace seis años, dio el salto a la dirección regional de Andalucía de la cadena hotelera, ubicada en Sevilla. Fue así como, con tan sólo 29 años, se situó al frente de esta empresa a nivel autonómico, siendo director de Ingresos (Revenue Manager) desde entonces hasta ahora. Una experiencia que ha querido compartir con los lectores de Huelva Buenas Noticias a través de esta entrevista. 




Estudió Turismo con la idea de trabajar en la promoción de Huelva como destino turístico.

-Simón, ¿por qué te decantaste por la carrera de Turismo?
-Siempre me ha gustado viajar, conocer otras culturas, costumbres, estilos de vida, paisajes… Pero, a la vez, siempre me ha gustado mucho mi tierra: sus playas, su sierra, sus parques naturales, su patrimonio…, así que, en un momento dado, pensé que formarme para promover su crecimiento turístico sería una buena forma de ayudar a mi provincia. Así que la razón principal por la que inicie mis estudios en turismo era promover el desarrollo de destinos turísticos, y no tanto por sentirme atraído por la industria hotelera. Pero, poco a poco, fui consciente de lo difícil que era acceder a un puesto de este tipo, tanto por la situación de crisis económica que estábamos viviendo justo en el momento en el que terminaba mis estudios, como por el perfil político que, por lo general, suelen tener este tipo de puestos en las administraciones. Así que, viendo que esta opción laboral comenzaba a complicarse, decidí formarme en Gestión Hotelera, lo que me abrió las puertas de la cadena Barceló hasta el día de hoy. Y me permitió así descubrir un mundo profesional que me apasiona.

En enero de 2013 se produjo uno de los momentos clave de su carrera profesional al llegar a la dirección regional de la cadena.

-¿Cuáles han sido los momentos claves de tu carrera?
-Probablemente, el primero fue justo en ese momento. Desde mi punto de vista, haber sido capaz de cambiar mi especialización profesional y formarme en algo que entonces me atraía menos, pero que me ofrecía oportunidades laborales más claras para el desarrollo de mi carrera, fue un paso clave en mi vida profesional. Y, quizá, el segundo fue en septiembre de 2012. Tras 5 años en la empresa, empezaba a sentir que ya no aprendía tanto como antes y que necesitaba un nuevo reto profesional. Entonces, como dentro del departamento en el que estaba ya no era posible disponer de un mayor recorrido profesional, decidí contactar con el equipo de la central para informarles de que iba a comenzar a buscar una salida laboral fuera de la cadena, dado que no encontraba soluciones a la vista. Era un “todo o nada”, que me podría haber salido mal, pero me agradó comprobar cómo la empresa apostaba por mí al ofrecerme un puesto en la Dirección Regional de Andalucía, para una posición de nueva creación que, además, luego se expandió al resto de la compañía.




-¿Cuál es tu balance de este tiempo?
-Un balance más que positivo. Durante mi etapa inicial en Huelva analizaba la demanda y las ventas de los cuatro hoteles de la provincia, pero, ahora, mi ámbito de actuación abarca toda la comunidad andaluza, lo que me permite trabajar con hoteles urbanos, ubicados en capitales como Granada, Málaga, Cádiz o Sevilla, con otros más vacacionales, como los de Marbella, Cabo de Gata, Costa Ballena, y también con hoteles de auténtico lujo, como los de Sancti Petri, Jerez Montecastillo o La Bobadilla. Y eso sin contar con los nuevos proyectos que pronto abriremos en Conil, Fuengirola… Son destinos y hoteles muy diferentes, por lo que la analítica de ventas que necesita cada uno de ellos requiere de una dedicación y exigencia máximas. Por suerte, contamos con un equipo humano en todos los hoteles que hace todo mucho más fácil y con el que es un auténtico lujazo trabajar.

Su sede de trabajo se encuentra en el hotel Barceló Sevilla Renacimiento.

-La sede de tu trabajo está en el hotel Barceló Sevilla Renacimiento, en la Isla de la Cartuja. ¿Cuál es tu función?
-Soy la persona que estudia cual es el precio correcto del hotel en cada momento para cada día del año. Ten en cuenta que, a diferencia de un fabricante de coches o de latas de tomate (por ejemplo), que pueden adaptar su producción a la demanda que tienen, e incluso almacenar sus productos si no los consiguen vender, un hotel tiene la capacidad de habitaciones que tiene y no puede construir más habitaciones cuando tiene más demanda (verano, por ejemplo), o eliminarlas cuando tiene poca demanda (temporada baja), y, obviamente, tampoco puede almacenarlas para venderlas mañana si no la has vendido hoy, como sí puede hacer el fabricante de coches o el de latas de tomate. Entonces, mi trabajo consiste en diseñar las estrategias que deben seguir los hoteles en lo relativo a cambios de precio, lanzamiento de ofertas, aplicación o eliminación de restricciones de venta…, trabajando conjuntamente con los equipos comerciales de cada hotel para asegurar el seguimiento de dichas estrategias y, por tanto, la consecución de los objetivos de ingresos y rentabilidad de los hoteles. Para ello, suelo moverme por todos los hoteles de Andalucía. Por lo general, viajo 2-3 veces al mes, según la temporada.

Realiza otras actividades complementarias a su trabajo diario.

-¿Algún proyecto de futuro? 
-A corto plazo, no. Acabo de finalizar hace un par de meses un Máster en Marketing Digital a través de ESIC Business & Marketing School, una experiencia de aprendizaje muy positiva, pero también tremendamente dura; ahora mismo necesito descansar. En estos momentos, colaboro en algunos proyectos de innovación turística, imparto formación en la Universidad de Huelva y en una escuela de negocios en Madrid, y también participo en mesas de trabajo para el desarrollo turístico de un municipio turístico andaluz. Además, mi empresa me ha asignado nuevas funciones y responsabilidades para este 2019, concretamente, supervisando la estrategia de Social Media de los hoteles, lo que me va suponer un esfuerzo extra desde esta misma temporada. Grandes proyectos personales de futuro en este momento no tengo. No obstante, siendo un tipo de mente inquieta como soy, seguro que pronto comienzo a darle forma a algo.

Considera que los atractivos de Huelva son innumerables.

-¿Qué supone para usted Huelva?
-En lo personal, supone mis raíces, mi infancia, mi familia, mis amistades, mi forma de ser, mi hogar… Huelva es mi vida, y Tharsis mi rincón de desconexión y de paz absoluta. En lo turístico, para mi Huelva está entre las provincias con mejores atractivos turísticos de España, por no decir que es la mejor. No hay otra provincia con un clima más suave y templado todo el año, y con playas más bonitas y vírgenes que las nuestras (Enebrales, Mazagón…). Una provincia que pueda presumir de tener una de las Sierras más bellas de España (que, por cierto, lleva 2 años liderando los datos nacionales de ocupación en varios puentes), y que tenga un Parque Nacional como el de Doñana en el que, además, se pueda ver a un felino único en el mundo como es el lince ibérico. Una provincia con una riqueza gastronómica inigualable, con productos como el jamón y cerdo ibérico, pescado, gamba, fresa, naranja o berrys, y acompañarlos con un delicioso vino como el de nuestro Condado. Una provincia con un patrimonio histórico de altísimo valor gracias a la historia iberoamericana de nuestra tierra y al patrimonio minero del Andévalo en Rio Tinto y Tharsis, y también con una romería como la de El Rocío que congrega cada año a más de un millón de personas. Y, además, estando ubicados entre dos importantísimos polos turísticos: el Algarve y Sevilla.
Pero, sobre todo, Huelva tiene dos atractivos que pasan desapercibidos a simple vista, pero que para mí son clave para los que nos visitan: su luz y sus gentes. La luminosidad y colorido de sus cielos, y lo cálido y acogedor que, por lo general, es el onubense. Para mí Huelva es la joya turística del país, y con un ambicioso plan de desarrollo turístico para la provincia, mayor voluntad política a todos los niveles y una implicación ciudadana mayor, sin duda, estaríamos en la Champions de los destinos turísticos de España.

Un enamorado de su tierra.

-¿Qué es lo que más echas de menos de ellos cuando estás fuera?
-Mi familia y mis amigos, la luz, y el mar.

-Para terminar: un mensaje a tus paisanos.
-Que sigamos luchando por mejorar nuestra provincia, que queda mucho por hacer. Debemos presumir más de lo que hacemos bien y también debemos ser más críticos con lo que hacemos mal. Solo nosotros podemos hacer que, por fin, Huelva comience a construir un futuro próspero y sostenible para nosotros y, sobre todo, para las generaciones futuras.







3 Responses to "Simón Barreiro, un andevaleño que dirige el área de ingresos de una cadena hotelera en Andalucía"

  1. David Gomez Villaseñor   23 enero 2019 at 12:17 pm

    Si señor,un hombre hecho y derecho,trabajador y luchador como todos los que llevan ese gran apellido “Barreiro”. Sin duda alguna un gran modelo a seguir y un gran embajador de nuestro paraiso llamado HUELVA

    !!!!!!! ENHORABUENA!!!!!!!

    Responder
  2. Leles   23 enero 2019 at 12:33 pm

    Enhorabuena paisano por todo lo conseguido y de tu futuro profesional. Orgullosa de este futuro de personas de mi Tierra y raíces.

    Responder
  3. patxi   24 enero 2019 at 6:36 pm

    felicidades gran choquero asi se hace Huelva.gracias y palante….

    Responder

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.