El IES La Rábida, un referente de educación y arquitectura onubense

Con más de 150 años de historia, el instituto fue el primer centro de educación secundaria de toda la provincia y por allí pasaron célebres personajes que marcaron la historia de Huelva.

Fachada IES La Rábida. /Foto: Jesica Berrio.
Fachada IES La Rábida. /Foto: Jesica Berrio.

MGL. En un lugar privilegiado, en una de las laderas del Conquero, se ubica el IES La Rábida, uno de los edificios más característicos de la ciudad, un símbolo arquitectónico de Huelva y referente de la educación. El instituto es el primer centro de enseñanza secundaria de toda la provincia.

Se trata de un centro histórico, fundado por Real Orden de 13 de junio de 1856 de la Reina Isabel II y se inauguró oficialmente en octubre del mismo año por el Gobernador Civil de

Fuente patio interior del centro. /Foto: Jesica Berrio.
Fuente patio interior del centro. /Foto: Jesica Berrio.

Huelva, Adolfo de Castro, y el entonces director del instituto Vicente Rodríguez García.
Se fundó como institución, aunque el singular edificio aún no existía. La primera sede del centro fue el convento de San Francisco, actual iglesia de los Jesuitas, diez años después, en 1865, se trasladó a la calle Puerto. El convento de la Merced, en 1872, también formó parte de las sedes del instituto La Rábida, al igual que la carretera del Odiel en 1888, hoy avenida Italia.




Construcción del centro.
Construcción del centro.

El ‘Instituto viejo’, la anterior sede a la actual, estaba ubicada a la espalda de la Iglesia de la Concepción, en la calle Méndez Núñez de la capital. Allí se ubicó el centro desde 1898 hasta 1934, año en el que fue inaugurado la sede actual en la avenida Manuel Siurot.
El arquitecto José María Pérez Carasa levantó en el cabezo una de sus obras más emblemáticas, el Instituto de Enseñanza Secundaria La Rábida, una obra que fue ejecutada desde 1926 hasta 1934. Con un estilo historicista, el arquitecto diseñó este edificio de gran tradición junto con la creación del plan de ensanche para toda la zona donde se encuentra el instituto.

Torre IES La Rábida. /Foto: Jesica Berrio.
Torre IES La Rábida. /Foto: Jesica Berrio.

En la construcción de este edificio fue fundamental el papel de la Diputación Provincial de Huelva ya que sufragó la obra y, junto con el presidente del centro Félix Andolz y Juan Mascarós, fueron los impulsores de la obra del arquitecto. La institución provincial asumió todos los gastos de las obras como los materiales de obra, el mobiliario, material didáctico, entre otros.

El arquitecto plasma en la majestuosa obra una composición majestuosa en la que destacan las fachadas, las cubiertas y los torreones, testigos de unas vistas envidiables de la ciudad y de la periferia. Acompañan la obra de Pérez Carasa una serie de elementos ornamentales pilastras, arcos, alfices, mochetas, dinteles, cornisas o pináculos que embellecen la obra del célebre arquitecto.

Con un estilo similar al gótico, el arquitecto utiliza emplea en la construcción de edificio un sistema de transmisión de cargas propio del gótico, en el que se utilizan los pináculos para centrar las tensiones horizontales que pueda provocar el peso de las bóvedas. Desde el exterior, el Instituto Nacional de

Vistas de Huelva desde una de las torres. /Foto: Jesica Berrio.
Vistas de Huelva desde una de las torres. /Foto: Jesica Berrio.

Enseñanza Secundaria se asemeja a un castillo, un palacio o un templo, flanqueado por dos torres que dotan de peculiaridad y simbología al edificio.
De una gran belleza arquitectónica y aguardando importantes momentos históricos, el edificio del José María Pérez Carasa sufrió graves daños estructurales tras el terremoto del cabo San Vicente, en el año 1969. El entonces equipo directivo del centro repartió sus aulas por distintos locales de la ciudad para llevar a cabo distintas obras de mejora en el edificio. Finalmente, las aulas se asentaron en un edificio que corona el cabezo, el actual IES Alto Conquero, en la que permanecieron hasta 1978.

Biblioteca IES La Rábida. /Foto: Jesica Berrio.
Biblioteca IES La Rábida. /Foto: Jesica Berrio.

En cuanto a la denominación del edificio, se desconocen los motivos precisos, pero todos los hechos y los acontecimientos indican que el nombre del centro rinde homenaje a la trayectoria colombina de la ciudad y por la tendencia iberoamericana y de muchos de los docentes que han pasado por el instituto. Prueba de ello es la inmersión del claustro del centro en la fundación de la Real Sociedad Colombina Onubense.
Además de ser un referente y enriquecer el patrimonio arquitectónico onubense, el IES La Rábida dispone de un importante fondo bibliográfico que, durante la mitad del siglo XIX y XX, fue una de las bibliotecas más importantes de la provincia de Huelva.
En la biblioteca del centro se conservan tres retratos de gran valor artístico e histórico, obras del pintor Fernández Alvarado, Martín Ibáñez, Seisdedos y Crespo Garcia y

Muestra del patrimonio del centro. /Foto: Jesica Berrio.
Muestra del patrimonio del centro. /Foto: Jesica Berrio.

DíazFernández. Los retratos son de los directores José Sánchez-Mora Domínguez, Lorenzo Cruz de Fuentes, de 1925, y del ministro de Instrucción Pública Conde de López Muñoz, que data del 1923.

Con más de 150 años de historia, el antiguo Instituto Provincial de Segunda Enseñanza de la Provincia o IES La Rábida ha acogido en sus aulas a ilustres personalidades de Huelva como son Juan Ramón Jiménez, Manuel Siurot, Antonia Arrobas y Pérez o Ignacio Sánchez Mejías, entre otros. De todos, las instalaciones del instituto recogen un amplio patrimonio documental en los que se conservan los expedientes más significativos de los alumnos y profesores que pasaron por La Rábida.

IES La Rábida.
IES La Rábida.

En total, en el archivo de los profesores se conservan 1200 expedientes que se corresponde a la plantilla docente que ha impartido lecciones en las aulas del centro. Por otro lado, en el archivo también se conservan los expedientes de los alumnos que ingresaron en La Rábida desde la inauguración hasta nuestros días.

El legado de los casi 160 años de enseñanza se reflejan, además, en todo el instrumental científico y pedagógico que emplearon los alumnos del centro. Se conservan piezas como tubos de ensayos, probetas, pinzas, entre otros, que datan desde 1845 y que actualmente se encuentran expuestas en el hall del centro.
Una obra de arte en una de las laderas del cabezo del Conquero que, además de aportar al legado arquitectónico onubense, es una muestra documental y patrimonial de los primeros años de enseñanzas superiores en Huelva. El IES La Rábida continúa haciendo historia como una referencia educativa en toda la provincia.




2 Responses to "El IES La Rábida, un referente de educación y arquitectura onubense"

  1. Javier   24 octubre 2014 at 11:38 am

    Gran instituto con grandisimos profesores y con un gran personal de administración Un fuerte beso a todos los que están y los q desgraciadamente ya no.

    J Maldonado.

    Responder
  2. Mª Victoria de la Corte   24 octubre 2014 at 4:56 pm

    Estudié C.O.U. en él tras su reinauguración en el curso 1978-79. Maravillosos recuerdos en todos los aspectos. Que preciosidad de edificio.

    Responder

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.