La mascarilla en el exterior será necesaria si no hay distancia

Se exigirá llevarla siempre encima y su uso en espacios públicos interiores y en el transporte público. No llevarla sin guardar la distancia puede desembocar en una multa de 100€.

0
323

HBN. A partir de este sábado 26 de junio, las mascarillas no serán obligatorias en el exterior si hay al menos 1,5 metros de distancia. Sin embargo, siempre habrá que llevar una encima por si en algún momento no se respeta esa separación.

La nueva norma exigirá su uso cuando sea imposible mantener una distancia de un metro y medio con personas no convivientes, según ha detallado este miércoles la ministra de Sanidad, Carolina Darias, tras informar a las comunidades autónomas en el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud.

No cumplir esa norma de llevarla si no se puede garantizar la distancia de seguridad entre personas no convivientes de 1,5 metros llevará aparejada una sanción de 100 euros.



La reforma del Real Decreto Ley 2/2021, contempla además que la protección respiratoria sea obligatoria en lugares públicos y establecimientos abiertos al público que sean interiores -como una farmacia, un supermercado o una biblioteca- así como en el transporte público para minimizar el riesgo de contagio de coronavirus.

Una medida motivada por la buena evolución de la pandemia, debido a la incidencia o la ocupación hospitalaria, así como la campaña de vacunación, que este miércoles ha alcanzado el 50% de la población con al menos una dosis.

Desde este sábado se flexibilizará también el uso de mascarillas en las residencias sociosanitarias donde más del 80% de los usuarios hayan sido vacunados con la pauta completa. No obstante, el personal y las visitas sí deberán utilizarlas en todo momento. Del mismo modo, en los centros de trabajo de profesionales esenciales donde la cobertura de vacunación supere igualmente el 80 % tampoco se exigirá la mascarilla.

Las mascarillas también serán obligatorias en eventos multitudinarios, aun siendo al aire libre, donde el público esté de pie, haya aglomeraciones o el público esté sentado con una distancia entre personas de menos de 1,5 metros.

En cuanto al transporte público, deben usarse en aviones, ferrocarriles, autobuses y metros. Solo se contemplan como excepción los barcos, donde se podrán retirar en zonas al aire libre y siempre que se pueda mantener la distancia de seguridad de metro y medio. Como hasta ahora, su uso no es obligatorio en el interior de los camarotes.

En cualquier caso, Andalucía siguen recomendando su uso en todos los casos. Fuentes autonómicas, desde Cataluña o Extremadura, han planteado algunas dudas sobre el detalle de la nueva norma, cuyo texto no se conocerá a este jueves. Las comunidades están especialmente interesadas en saber sus opciones en el caso de que la situación epidemiológica empeore y vieran necesario volver a la obligatoriedad.

Por su parte, el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón, ha reiterado que permitir no llevar mascarillas al aire libre no implica que no podamos llevarla, siendo recomendable su uso, especialmente, para la población no vacunada y en regiones con más incidencia.

Simón ya había augurado en varias ocasiones la posibilidad de flexibilizar su uso en exteriores y residencias sociosanitarias en las que los usuarios están mayoritariamente vacunados con la pauta completa.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here