Cicloturismo en Huelva, un plan único

0
273
Comparte esta noticia

Que Huelva cuenta con parajes naturales de alto valor es algo que sus vecinos saben de sobra. Una de las mejores formas de aprovecharlos ahora mismo es practicando el cicloturismo, una actividad al aire libre que permite mantenerse en forma y que entraña pocos riesgos si se lleva a cabo de forma adecuada.

Salud y bicicleta

Los beneficios de salir en bici para la salud son bien conocidos y valorados por los expertos en medicina general. Beneficios que van desde la capacidad que tiene este vehículo para hacernos quemar calorías y fortalecer el sistema cardiovascular hasta la mejora del estado de ánimo y la salud mental derivada de su uso. En definitiva, practicar ciclismo es sinónimo de salud.

Eso sí, lo es siempre y cuando se lleve a cabo con el equipo ciclista adecuado y de calidad para cada situación. En el caso de las rutas cicloturistas detalladas a continuación, son aconsejables las bicicletas de montaña y accesorios como los siguientes:

  • chalecos reflectantes,

  • cascos para bicicletas de montaña,

  • protecciones de codos y rodillas,



  • kit de reparación de pinchazos.

Y, por supuesto, tambiés es fundamental la prudencia, ya que por muy sencillo que sea el camino que se va a recorrer, ir en bici no deja de entrañar una serie de riesgos que pueden evitarse con un pequeño esfuerzo para mantener una conducta segura y responsable.

Las mejores rutas por Huelva

El parque de Doñana es sinónimo de belleza natural y en su interior se esconden muchas rutas que aúnan deporte, naturaleza y salud en un mismo espacio. Cualquiera que conozca la zona recomendará disfrutar del carril cicloturista El Asperillo que discurre entre Almonte y Moguer. Este camino de casi 25 km tiene una dificultad baja, por lo que puede ser un reto asumible casi para cualquier amante del ciclismo. En su recorrido se encuentran joyas como el acantilado de El Asperillo, que da nombre a la ruta o la Laguna del Jaral, por lo que se trata de una ruta llena de belleza.

El carril La Bota-El Protil es otro de los caminos preferidos de los expertos cicloturistas que ya conocen a fondo las bondades de la provincia onubense. El recorrido va desde un lugar icónico como las Marismas del Piedras hasta Flecha de El Rompido. Una vez más, la ruta es sencilla y accesible para todos, por lo que conviene no perderse un lugar que muestra la estrecha relación que existe entre Huelva y el ciclismo.

Otra ruta aconsejable se encuentra en la zona de Santa Olalla del Cala. A lo largo de todo el recorrido en bici se aprecia una larga extensión natural dominada por encinares y alcornocales que transmiten una belleza única al paisaje. Se extiende a lo largo de unos 14 km, por lo que no se trata de una ruta demasiado extensa. Además, su dificultad es media, siendo accesible para la mayoría de los ciclistas que cuenten con un buen equipo con el que afrontar sus escasos retos.

La última ruta que te vamos a aconsejar cuenta con una longitud que no llega a los 6 km. Este carril es uno de los más sencillos de afrontar, pero también uno de los más bellos de todos los que encontrarás en la provincia onubense. A él se accede a través de la A-484 en sentido Almonte tras superar el municipio de Hinojos. Uno de los aspectos más atractivos de esta ruta es que está pavimentada en algunos tramos y que ofrece numerosas áreas sombreadas para poder descansar y disfrutar de un entorno natural lleno de encanto.

En definitiva, Huelva es un escenario ideal para iniciarse en el cicloturismo, ya que sus rutas son accesibles, cómodas y están cargadas de belleza natural.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here