Finaliza la peatonalización de la calle Juan de Robles en San Juan

La alcaldesa Rocío Cárdenas satisfecha por el resultado final de unas obras en las que han quedado solventados los accesos a las viviendas.

0
142
Visita de la alcaldesa y concejal a las obras terminadas de la calle Juan de Robles.

Redacción. Con la incorporación de los elementos de ornamentación y mobiliario urbano, el Ayuntamiento de San Juan del Puerto da por culminada la obra de peatonalización de la calle Juan del Robles, vía de 78 metros entre Toneleros y San José que alberga una decena de bloques de viviendas cuyos accesos irregulares han quedado solucionados. La alcaldesa Rocío Cárdenas y el concejal de Servicios Municipales Juan Martínez, han comprobado esta semana la finalización de esta importante actuación coordinada desde el departamento de Urbanismo que coordina Tomás Domínguez y que ha sido financiada gracias a un Plan de Fomento del Empleo Agrario (PFEA) dotado con 81,589,30 €.

La primera edil ha mostrado su satisfacción con la terminación y remate final de las obras “quisiera aprovechar para felicitar al vecindario la apuesta conjunta que hizo en su momento con este Ayuntamiento por la peatonalización de esta zona que ha ganado, no solamente en estética, sino en un lugar de tranquilidad, ocio, esparcimiento y calidad de vida para las personas que aquí residen y gozan ya de la superación de todas las barreras arquitectónicas, especialmente personas mayores y aquellas con movilidad reducida” -explica.



La pandemia del Covid-19 impidió inaugurar esta nueva peatonalización para las fiestas falleras de San José; a mediados de marzo, quedaba declarado el Estado de Alarma “ahora con la nueva normalidad hemos terminado estas obras y nos consta cómo la mayoría de los vecinos y vecinas están disfrutando de ella” -considera.

Para el concejal de Servicios Municipales, Juan Martínez, las obras han tenido una parte destacada muy visible además de todas las canalizaciones de agua o luz que se han puesto al día. En cuanto a la parte ornamental “creo que hemos acertado, al menos así nos lo expresa quienes aquí viven”. Martínez asegura que el mobiliario urbano ha quedado acorde con lo que el vecindario requería disponiendo de bancos funcionales, 5 papeleras junto a las barandas, juego de maceteros con setos y romero rastrero para un nuevo lugar de esparcimiento y de ocio.



Con la finalización de estas obras, la calle Juan de Robles se convierte en un nuevo espacio de estancia de una zona con una alta densidad de viviendas, quedando resuelto la accesibilidad a sus edificios y eliminándose las barreras arquitectónicas. Además se ha dotado a su superficie de nuevos acabados con solería de terrazo urbano y adoquines de hormigón dando un sello de identidad del que hasta finales del pasado año carecía, y se han renovado las instalaciones de abastecimiento al encontrarse en muy mal estado.