La UNIA aprueba un plan de adaptación para la docencia y evaluación virtual de sus postgrados

0
155
Sede Iberoamericana de La Rábida de la UNIA.
El curso se impartirá del 20 al 24 de julio en la sede de la Universidad Internacional de Andalucía en La Rábida
Campus de La Rábida de la Unia.
Campus de La Rábida de la Unia.

Redacción. La Universidad Internacional de Andalucía ha aprobado en Consejo de Gobierno un Plan de adaptación para la docencia y la evaluación no presencial en los programas oficiales de postgrado, coordinados desde la institución en el curso 2019-20. Este documento asume el desarrollo del marco adoptado entre el sistema universitario público y la Junta de Andalucía el pasado 11 de abril, en virtud del cual se mantiene el calendario académico y se fijan las bases comunes para concluir la actividad docente de forma online ante la situación derivada del COVID-19.

El plan atiende cuestiones como la metodología docente virtual, las tutorías, los mecanismos de evaluación, el desarrollo y defensa de los Trabajos Fin de Máster y de las Tesis Doctorales, además del desarrollo de las prácticas. Si bien el curso continuará según lo previsto, aunque de manera no presencial, la UNIA prevé ampliar de forma extraordinaria el calendario hasta diciembre, sin necesidad de asumir una nueva matrícula, en aquellos casos que por su naturaleza no se puedan realizar a distancia antes de fin de curso.



Según señala el rector José Ignacio García, “el objeto de este plan es garantizar la calidad académica, asegurar que los estudiantes reciben la enseñanza al mismo nivel que estaba previsto, conjugando sus derechos con el marco que la normativa vigente y las propias circunstancias nos permiten”. Para ello, en su desarrollo se ha involucrado a la comunidad educativa de la UNIA, así como a cuatro de los vicerrectorados: Postgrado; Innovación Docente y Digitalización; Calidad y Formación Permanente; y Estudiantes.

El Campus Virtual de la UNIA se mantiene, de este modo, en epicentro de toda la actividad docente. Junto al refuerzo del apartado técnico, que ha asumido un uso más extendido e intensivo de este espacio, el plan de adaptación tiene como complemento un documento con metodologías para la evaluación y la docencia. En él orienta en el uso de una veintena de tecnologías de aprendizaje, que van desde la videoconferencia o el análisis de casos, hasta la gamificación o las simulaciones (rol playing) aplicadas a la enseñanza.



La defensa de los Trabajos Fin de Máster y de las Tesis Doctorales, así como las tutorías necesarias para su redacción, se harán de forma telemática. En este sentido, se fija un protocolo, que garantiza el cumplimiento de todo lo previsto en la norma como son la convocatoria, citación o la audiencia pública, donde el estudiante expondrá su trabajo y atenderá las preguntas del tribunal.

Para la evaluación de las materias previstas en la programación del título, el plan de adaptación recomienda, en lo posible, seguir el procedimiento de evaluación continua. En este sentido, la institución propone al profesorado diferentes recursos para asumir esta tarea, así como herramientas avanzadas antiplagio y que aseguran la autenticación de usuarios online como las herramientas de eProctoring.