Rosalía podría vestir en su próxima gira unos extravagantes botos de Valverde del Camino

0
180
Nuestra protagonista cosiendo.
Nuestra protagonista cosiendo.

José Manuel Alfaro/ Sección de ficción ‘Cuaderno de Muleman’. El pasado viernes llegó a los medios la noticia de que la Reina del Trap, galardonada con dos Premios Grammy Latinos por ‘Malamente’ y cuatro por su segundo álbum ‘El Mal Querer’, habría dado instrucciones a su equipo artístico para incluir unos botos de Valverde del Camino en uno de los espectáculos de su próxima gira. Según los escasos datos que se conocen aún, su equipo se habría puesto en contacto con una de las artesanas del calzado del municipio a la que habría propuesto colaborar en el diseño y la fabricación de un boto especial, que podría aunar tradición, modernidad, elegancia y extravagancia al mismo tiempo, sin perder la esencia de uno de los calzados con más identidad del sector.

Típico boto rociero.

Este efecto se conseguiría con el empleo de nuevos materiales utilizados hoy en día en aeronáutica, pieles sostenibles de ternero, así como tintes naturales totalmente ecológicos. De llegarse a producir estos botos, pondrían al sector valverdeño en lo más alto de la innovación de un sector que adolece de una competencia asiática atroz, que se traduce en una rentabilidad cuestionable y en un pozo sin fondo de precariedad laboral, para los más de 350 trabajadores que hacen posible que la industria del calzado de Valverde del Camino facture más de 24 millones de euros anuales. Este diario ha podido localizar a una de las trabajadoras que podrían formar parte de este proyecto que haría posible poner a Valverde en el centro del huracán mediático, con más intensidad que Almonte con la visita de los Reyes de España. Una localidad que según nos cuenta en una entrevista esta incansable trabajadora valverdeña, ya sueña con un concierto de la Reina en el Campo de Fútbol Nuevo Alkali.



Rosalia con sus premios.

– ¿Qué pensó cuando le propusieron colaborar en el proyecto?
– Que este iba a ser el proyecto de mi vida. Tengo que decir que en mis cuarenta años he podido hacer los zapatos, para la Guardia Civil, deportistas de élite, divas, artistas de la farándula más diversa, drag queen, comparsas de carnaval, las más prestigiosas bailarinas y bailarines. Incluso no me gusta decirlo, pero he hecho zapatos hasta para el mismísimo Ratón Pérez. Pero formar parte de un proyecto para esta Reina, que se ha convertido en un referente en la escenificación milimétrica de cada uno de sus espectáculos. Esto para mi es un premio a toda una vida de precariedad en la que puede que no me haya faltado de nada, pero tampoco me ha sobrado nada más allá del techo en el que vivo y unos pequeños ahorros en el banco, que me servirán para compensar la exigua pensión que me va a quedar después de toda una vida dando puntadas en el cuero. No es que compense la miseria en la que he vivido muchos años, pero si de alguna forma, pone un bonito broche a mi cercana jubilación.

Plaza de Valverde.

– ¿Qué podría contarnos del mismo?
– Aunque todo se está haciendo con un secretismo más grande aún que la fabricación de un IPhone, incluso nos han hecho firmar un contrato de confidencialidad similar al que firmaron los concursantes de la Isla de las Tentaciones. Sí le puedo contar que se van emplear materiales de última generación, de los que se van a utilizar para llevar al hombre a Marte, además de piedras preciosas o pequeñas pantallas led que estarán alimentadas con una batería que se ha integrado en el tacón del boto. Por lo que yo he escuchado, la ingeniería electrónica ha sido diseñada e ideada por una empresa japonesa. No sabría decirte exactamente qué funcionalidad va a tener toda esta electrónica en el boto, pero lo que sí le puedo decir es que los primeros bocetos son espectaculares, el color, los materiales, prometen un producto vanguardista a la altura de la diva del momento.



– ¿Ha podido hablar con ella?
– Aún no he podido hablar con ella. En proyectos tan ambiciosos como estos, hasta que no están en su fase final no aparece quien verdaderamente va a disfrutar de lo que seguramente será una genialidad. De momento solo tenemos contacto con el equipo artístico que se encarga de coordinar a los diferentes actores que harán posible que la Reina luzca unos botos que darán mucho que hablar, como todo lo que hace esta reina midas del espectáculo que todo lo que toca lo convierte en oro, aunque muchas veces sea del que cagó el moro.

Monumento de Valverde.

– ¿Qué espera de todo este revuelo mediático?
– Que se forme el mismo o más revuelo que cuando Kate Middleton, la futura reina de Inglaterra, vistió aquellas botas de ternero de Valverde del Camino, algo que volvió a poner no solo al pueblo en el mapa del mundo, sino que hizo posible que se le abrieran las puertas a muchos jóvenes emprendedores con talento que están haciendo grandes joyas zapateras en el pueblo y que hasta ahora no habían tenido la oportunidad de ser escuchados. Yo creo que desde aquel revuelo mediático las cosas han cambiado en un sector que, aunque sigue teniendo sus dificultades como el agrícola, la construcción, las librerías o el pequeño comercio en general, sí ha sabido rentabilizar de alguna manera ese acontecimiento singular.



– ¿Con quién se queda usted con la Reina del Trap o con la Reina Letizia?
– Yo soy más de Rosalía, soy más de música y Canal Fiesta que de realengos, nobles y sangre azul. A mí nunca me han gustado los cuentos de princesas, yo cuando era pequeña soñaba con ser una famosa cantaora o bailaora flamenca, de esas con raza, de las que decían cosas a los reyes que no les gustaba escuchar. Incluso jugaba a ello con los zapatos de baile que cosía mi madre de noche en casa, mientras mi padre me cantaba después de venir de trabajar de las minas de Riotinto.

Bota Kate.

– ¿Cuándo estará el primer prototipo?
– Yo pienso que estará antes del verano, por lo menos lo nuestro, la parte electrónica. Por lo que yo he escuchado, sobre todo lo del fuego que sale por el tacón, está aún con la ingeniería del diseño. Por lo visto no saben todavía donde van a poner los pequeños recipientes de gas inflamable y también están dudando de cómo va a ser el sistema de encendido, por telecontrol o manual accionado por la misma artista. En la última reunión que tuvimos incluso para aumentar la autonomía del gas se estaba pensado en que la propia artista levara una mochila en la espalda de gas butano, del que partiría una tubería flexible hasta el sistema del encendido del boto colocado en el tacón. Pero bueno todo esto son conjeturas que tardaremos en ver.

– ¿Cuánto podrán costar unos botos de este tipo?
– Yo no sabría decirle, pero creo que más de 50 euros seguro. Pero eso es lo de menos, lo importante es que los botos de Valverde se conozcan hasta en Japón.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here