Mercedes

La periodista Laura Brito analiza cómo fomentar la motivación por la lectura entre los estudiantes de Secundaria

‘El uso de la gamificación para la motivación lectora y la producción literaria en Secundaria’ es el título del Trabajo Fin de Máster realizado por esta investigadora con el objetivo de mostrar nuevas herramientas a los docentes de Lengua y Literatura en este ámbito. Un estudio enmarcado en el Máster Internacional en Comunicación y Educación Audiovisual de la Universidad de Huelva y la UNIA que ha sido muy acogido por el tribunal.

La periodista Laura Brito es la autora del trabajo titulado ‘El uso de la gamificación para la motivación lectora y la producción literaria en Secundaria’.

Mari Paz Díaz. La importancia de fomentar un hábito de lectura y escritura entre los estudiantes es una de las líneas básicas que siguen en su día a día los docentes de Lengua y Literatura de cualquier instituto. Por este motivo, no es extraño que cada vez sean más numerosos los trabajos de investigación que dirigen sus pasos a definir cuáles son las claves para lograr esta finalidad. Es el caso del Trabajo Fin de Máster (TFM) que acaba de presentar en la Universidad de Huelva la periodista onubense Laura Brito Bueno, que ha llevado a cabo el estudio titulado ‘El uso de la gamificación para la motivación lectora y la producción literaria en Secundaria’.

Ha conjugado formación y experiencia laboral a lo largo de estos años.

Un paso más en la trayectoria de esta periodista de 34 años, que se licenció en Periodismo en 2009 en la Universidad de Sevilla, estudios durante los cuales realizó diversas prácticas de interés en diferentes empresas, como sucedió en una radio de Sevilla o en el diario El Mundo. Huelva Noticias, donde fue colaboradora habitual hasta su cierre en 2011, así como en RNE de Sevilla y Canal Sur Huelva, tanto en radio como en televisión. Una vez finalizada la carrera, comenzó a trabajar en el antiguo Odiel Información, -después El Periódico de Huelva-, donde permaneció hasta su cierre y manteniendo un estrecho vínculo con la televisión local Canal Noticias Huelva (CNH), donde estuvo trabajando entre los años 2012 y 2014, también hasta su cierre. Posteriormente, su vida laboral le ha llevado a trabajar en el digital Diario de Huelva y la televisión Canal Digital Huelva (CDH), al tiempo que ha desarrollado labores de comunicación en diferentes organismos, siendo responsable de comunicación del Festival de Cine Iberoamericano de Huelva en una de sus ediciones, así como en el partido Independientes de Huelva en las pasadas Elecciones Municipales. Junto a todo ello, Brito es miembro de la Junta Directiva de la Asociación de la Prensa de Huelva y de la demarcación del Colegio de Periodistas de Andalucía en Huelva.

Laura, en la redacción del antiguo ‘Odiel Información’.

Una actividad profesional que ha compaginado con una formación constante en temas como el periodismo digital, el marketing, posicionamiento SEO, WordPress, Photoshop, Premiere y las redes sociales, a través de los cursos de la UNED titulados ‘Community Management’ y ‘Competencias Tecnológicas para Community Managers’. Además, tal y como nos cuenta, “en los últimos años he estado muy interesada también por la docencia y he realizado el Máster de Profesorado para Educación Secundaria Obligatoria, Bachillerato e Idiomas, en la especialidad de Lengua Castellana y Literatura, en la Universidad de Huelva, y, este último año, cursé el Máster Internacional en Comunicación y Educación Audiovisual de la Universidad de Huelva y la UNIA”.




Precisamente, ha sido en este último máster donde ha presentado su TFM sobre motivación lectora y la producción literaria en Secundaria, un interesante trabajo, dirigido por la doctora y docente de Lengua Castellana y Literatura en Educación Secundaria Águeda Delgado Ponce, que hemos querido conocer con más detalle a través de esta entrevista.

Trabajando con periódicos durante la clase del Máster.

-Laura, ¿por qué has elegido este tema sobre el fomento de la lectura en los centros educativos para tu TFM?
-Ya cuando realicé las prácticas en un centro educativo durante la realización del Máster de Profesorado, comprobé que los alumnos no muestran un especial interés por la lectura, y muchísimo menos cuando se trata de obras del canon literario, algo que, desgraciadamente, cada vez descubro más también en amigos y conocidos. La lectura no solo permite adentrarte en mundos imaginarios y descubrir nuevas historias, sino que también favorece otras destrezas, como la comprensión de textos y la expresión, algo en lo que muchos alumnos de Secundaria también presentan problemas. Por eso, en el MAES, mi TFM también estuvo centrado en la lectura, aunque en ese caso trabajé la narrativa transmedia, con la extensión de las obras literarias a través de diferentes plataformas y con una participación activa de los usuarios, en este caso de los alumnos, y tuve la oportunidad de poner en práctica algunas actividades en el centro de prácticas. En concreto, para el trabajo de ‘El Lazarillo de Tormes’, propuse a los alumnos de 3º de ESO la realización por grupos de un ‘booktrailer’ de cada tratado de la obra, similar a un tráiler de una película de cine, pero sobre la obra que se trabajaba en clase. Con la realización de esta actividad, los alumnos mostraron algo más de interés por la obra y se acercaron mucho más a la misma con su lectura y posterior asimilación para la realización de la actividad, además de trabajar otras competencias, como la digital. En esta ocasión, dado el auge de la gamificación en diferentes disciplinas, entre ellas la educación, y la dedicación de los jóvenes de hoy a la tecnología y a los videojuegos, decidí estudiar el uso de esta técnica para el fomento de la lectura y la producción literaria en las clases de Secundaria.




Se puede fomentar la lectura a través del juego. / Foto: pxhere.

-¿Cuál ha sido el objetivo principal de esta investigación?
-A lo largo del trabajo he investigado el uso de la gamificación, es decir, el uso de técnicas y elementos de juego en entornos no necesariamente lúdicos, en el ámbito educativo, y, concretamente, en la asignatura de Lengua Castellana y Literatura, y para el fomento de la lectura y la producción literaria. De acuerdo con diferentes investigaciones consultadas, el uso de la gamificación está asociado a un incremento de la motivación de los usuarios e incluso del cambio de conducta para la consecución de una serie de objetivos planteados previamente. En el caso de la educación, expertos en la materia consideran que el uso de técnicas de juego mantiene a los alumnos más motivados y favorece el rendimiento académico, así como el desarrollo de múltiples destrezas, como el trabajo en equipo o la mejora de la autonomía, siempre y cuando se haga un buen uso de esta técnica, acorde al contexto y con un objetivo educativo, y sin abusar de la misma. Por ello, mi objetivo principal era comprobar en qué medida se utiliza la gamificación para el fomento de la lectura y la producción literaria, y conocer la percepción de profesores y alumnos sobre su uso.

Águeda Delgado ha dirigido su trabajo.

-Además, has recabado datos reales a través de una encuesta realizada en varios centros educativos…
-Sí, tras un estudio bibliográfico previo en el que consulté lo publicado sobre gamificación en los últimos cinco años en las principales revistas científicas, quise conocer el punto de vista de la comunidad educativa y diseñé la investigación con la ayuda de mi directora de TFM, Águeda Delgado. Para ello, preparé un cuestionario para el alumnado con la finalidad de conocer su interés por la lectura, su conocimiento de la gamificación y su utilización en clase, así como los beneficios que encontraban en la misma. Además, redacté varias entrevistas para el profesorado con el objetivo de averiguar su conocimiento de esta técnica, su uso en el aula y las ventajas e inconvenientes que percibían en torno a la misma. Finalmente, tras la validación de estos instrumentos, acudí a varios centros educativos para la obtención de los resultados.

Con los profesores y alumnos del Máster Internacional en Comunicación y Educación Audiovisual.

-¿Cuáles son las principales conclusiones de la investigación?
-Tras el análisis de los resultados, he podido comprobar que, por desgracia, los alumnos no tienen un especial interés por la lectura, y no encuentran nada divertidas las actividades de Lengua y Literatura, así como para el fomento de la lectura y la producción literaria. Sobre el uso de la gamificación, y de acuerdo con los alumnos y profesores encuestados, esta técnica aún se utiliza poco en clase y, cuando se hace, es de forma puntual y muy poco en Lengua y Literatura para el objetivo planteado. Los docentes entrevistados lo achacan a la falta de conocimiento en algunos casos y de tiempo para preparar estas sesiones y llevarlas a la práctica, así como, en ocasiones, por la falta de recursos. Sin embargo, todos ellos coinciden en los múltiples beneficios de la gamificación, siempre que se utilice de forma adecuada. Además, precisamente, los alumnos que utilizan más esta técnica en clase son los que muestran un mayor interés por la lectura.

Obtuvo un Sobresaliente por este trabajo.

-La presentación tuvo lugar el pasado 10 de septiembre en el Aula de Grados de la Facultad de Humanidades de la Universidad de Huelva. ¿Quiénes han formado parte del tribunal?
-El tribunal ha estado compuesto por el doctor Ángel Hernando, como presidente, y por las doctoras Amor Pérez y Ana Duarte.

-¿Qué han valorado de tu trabajo?
-La relevancia y la novedad del tema han sido algunos de los aspectos valorados, dado que la gamificación se encuentra en auge en estos momentos, sin olvidar la necesidad de fomentar la lectura entre el alumnado. También han valorado la adecuación de la investigación y las conclusiones encontradas tras el análisis de los resultados. El trabajo ha sido puntuado con un 9.

Le gustaría continuar con la investigación.

-¿Tienes previsto publicarlo o ponerlo en práctica?
-Me gustaría continuar la investigación con una muestra mayor y abarcando también cursos superiores, ya que, aunque se ha recogido la opinión de más de 400 alumnos, la mayoría era del primer ciclo de la ESO, por lo que quisiera conocer si se utiliza la gamificación en Bachillerato. Soy consciente de que sería algo más complejo por el amplio currículo académico. Asimismo, me gustaría desarrollar una propuesta didáctica que incluya elementos de gamificación para el fomento de la lectura y quisiera ponerla en práctica para comprobar cómo influye realmente esta técnica en la motivación y el rendimiento académico del alumnado. De momento, ya tengo preparado un artículo sobre la investigación actual, y me gustaría poder publicarlo en alguna revista de educación o comunicación.

Laura sigue trabajando como periodista. / En la imagen, junto a compañeros del ‘Diario de Huelva’.

-¿Qué estás haciendo en la actualidad?
-Sigo trabajando como periodista y, en este momento, llevo la comunicación del Otoño Cultural Iberoamericano (OCIb) de Huelva, además de colaborar, siempre que puedo, en proyectos periodísticos. Asimismo, sigo formándome en el ámbito educativo.

-¿Tienes algún otro proyecto?
-Tengo varios proyectos en mente vinculados con el Periodismo, aunque también voy encaminándome cada vez más a la docencia. De hecho, realicé el Máster de Comunicación y Educación Audiovisual por su vínculo con las dos áreas que más me interesan. Además, tras la realización de este último título, y después de adentrarme un poco en el mundo de la investigación, no descarto realizar el Doctorado en un futuro. También participo en este momento en un proyecto con la editorial onubense ‘Pábilo’ y diferentes compañeros y amigos, una propuesta, precisamente, relacionada con la lectura y la producción literaria.

Mantiene contacto con los compañeros del máster.

-Siendo periodista, ¿qué ha supuesto para ti presentar este TFM?
-Desde que empecé Periodismo, he estado siempre vinculada con el mundo de la comunicación, y he publicado muchas informaciones en diferentes medios, al tiempo que he intentado formarme en los últimos avances. Sin embargo, nunca había realizado nada en lo relativo a la investigación científica. Y este máster me ha permitido adentrarme un poco en este ámbito. Asimismo, he podido aprender mucho sobre el vínculo entre comunicación y educación, y también sobre la importancia de la educomunicación, dada la cantidad de información a la que nos exponemos como ciudadanos en nuestro día a día y sobre la que debemos reflexionar también como periodistas en el ejercicio de nuestra profesión. Además, he podido aprender mucho de mis profesores, ya que este máster cuenta con más de 30 profesores de 20 universidades diferentes, todos ellos expertos en su materia, que nos han trasladado las últimas novedades en lo relativo tanto a periodismo como a educación. Este máster también me ha permitido conocer a compañeros de diferentes partes del mundo, y aprender de ellos y de sus culturas, y con algunos de ellos mantengo la amistad y el contacto pese a la distancia.

Invita a los onubenses a que se adentren en la lectura.

-¿Algún mensaje a los onubenses para terminar?
-Mi trabajo ha estado centrado en la lectura y, como decía al principio de esta entrevista, la elección de este tema se ha debido principalmente al poco interés que encuentro en la población en general, y en el alumnado en particular, por la misma. Por ello, animo a los onubenses a que lean, que no lo hagan por obligación y pensando en libros clásicos, sino que empiecen buscando sus temáticas preferidas y los soportes que más les convenzan, ya sea en papel o en versión digital, pues hoy en día tenemos multitud de facilidades para acercarnos a la lectura, y seguro que, poco a poco, descubrirán todo lo que ofrecen los libros. También los animo a que transmitan la importancia de la lectura a los más pequeños y participen en las diferentes actividades que organizan las administraciones en torno al fomento de la lectura. De hecho, el mundo editorial onubense ha crecido muchísimo en los últimos años con el nacimiento de nuevas editoriales, donde tengo algunos amigos y me consta todo lo que luchan día a día por la cultura y las variadas opciones que ofrecen a la población. Sería una pena que los onubenses no las aprovecharan.
No me gustaría terminar esta entrevista sin antes agradecer el apoyo de mi directora de TFM y de mis profesores a lo largo de este proyecto, así como la ayuda prestada por los centros educativos a los que he podido acceder para el desarrollo de la investigación. En concreto, me gustaría agradecer a los docentes Rosa Mora, Sabrina Jurado, Esther Gómez, Paco Romero y Laura Limón por abrir las puertas de sus clases y colaborar con este proyecto. Sin su ayuda, este trabajo no hubiera sido posible. Y, por supuesto, a vosotros por ceder este espacio para contar esta experiencia. Ojalá sirva para que la población se adentre un poco más en el mundo de la lectura.







Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.