Bmw

Victoria muy trabajada del Club Rugby Bifesa Tartessos en su visita al Mezquita de Córdoba (17-22)

Los onubenses se colocan segundos en la clasificación del grupo Occidental de la Segunda División Andaluza, empatados con el líder.

Gran triunfo del Bifesa Tartessos en su partido en Córdoba.
Gran triunfo del Bifesa Tartessos en su partido en Córdoba.

Antonio Ramos. El Club de Rugby Bifesa Tartessos venció al Mezquita de Córdoba (17-22) en un partido intenso e igualado. Los linces, de esta forma, se colocan segundos en la clasificación del grupo Occidental de la Segunda División Andaluza, empatados con el líder.

El Bifesa Tartessos de Rugby volvió a tirar de épica en un partido en el que, pese a comenzar ensayando, dos errores puntuales a punto estuvieron de condenar al equipo, logrando la remontada en los últimos minutos.

Y es que el XV del lince viajó a Córdoba conociendo la importancia de lograr una victoria en tierras califales ante el Mezquita RC, ya que el duelo entre los otros dos conjuntos que lideran la tabla clasificatoria ofrecía a los onubenses una oportunidad excelente para encaramarse definitivamente a los puestos altos de la tabla.




No fallaron en su cometido y en esta ocasión los jugadores de la escuadra visitante lograron salir enchufados con unos primeros veinte minutos de juego donde rozaron la excelencia, con buenas jugadas en profundidad, cobertura de líneas y pases de precisión. Así, en el minuto 5 Antonio Delgado logró ensayar para poner a los suyos por delante junto a un posterior golpe de castigo transformado por Marc Gómez.

Sin embargo, los linces no supieron aprovechar la ventaja en el juego para aumentar su renta; cosa que sí lograron los jugadores cordobeses que sacaron tajada de dos errores en el cuadro onubense. El Mezquita Rugby no perdonó los despistes de sus rivales y, en apenas cinco minutos, ensayaron por duplicado y le dieron la vuelta al marcador para irse al descanso con un 12-8 a su favor.




En la segunda parte, el XV del lince salió despistado y aún tocado por el varapalo de los últimos minutos de la primera mitad; despistes que volvieron a ser aprovechados por los cordobeses para anotar su tercer ensayo del encuentro.

El juego entonces tomó más dureza, el Mezquita Rugby como arma de defensa del botín que estaba logrando, y para los linces como herramienta para lograr cuanto antes dar la vuelta al marcador y recuperar un partido que se les escapaba.

Al cuarto de hora de la reanudación el XV del Lince despertó con un ensayo de Pozuelo en una jugada de presión y delantera, acto que el propio jugador vería replicado diez minutos después y que volvió a colocar a los linces por delante en el marcador.

Los últimos minutos fueron un continuo combate de ambos conjuntos para no perder el duelo. Ambos con opciones. Ambos con miedo pero con coraje. No obstante los linces lograron la terna, llevarse el duelo y colocarse segundos en una Liga que comienza a tener ya colores albiazules en la cabecera.




Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.