Carolina Marín mejora su ‘techo’ en el Open de China tras llegar a las semifinales donde cayó con la local Gao Fangjie

0
162
Carolina Marín no tuvo excesivos problemas para alcanzar los cuartos de final en Indonesia.
Carolina Marín no tuvo excesivos problemas para alcanzar los cuartos de final en Indonesia.
Carolina Marín se quedó en la antesala de la final del Open de China de bádminton. / Foto: Bádminton Photo.
Carolina Marín se quedó en la antesala de la final del Open de China de bádminton. / Foto: Bádminton Photo.

S. D. “De estos partidos se aprende. Toca seguir trabajando y pensar en el #HongKongOpen”. Ese fue el mensaje que transmitió Carolina Marín en su cuenta de twiter a poco de caer en las semifinales del Open de China de bádminton. Momentos antes la emergente jugadora local, Gao Fangjie, que había accedido hasta las semifinales como un cohete desde la fase de calificación, le había superado por un doble 19-21, en otro partido jugado a cara o cruz.

Vaya por delante que Carolina Marín, al menos, ha logrado la pedrea de haber superado su ‘techo’ en este torneo chino. Hasta el momento los cuartos de final habían sido su última estación, ronda mejorada este viernes al acceder a las semifinales tras ganar a la también china He Bingjiao, ante la que el cara o cruz le benefició.

Un doble 19-21 en un encuentro durísimo de una hora de juego certificó la eliminación de la onubense, que se topó con esa joven china que en su camino hacia la final ha dejado atrás a Nozomi Okuhara -eso sí, por lesión-, P. V. Sindhu y ahora la misma Carolina, es decir a las dos finalistas olímpicas.

El partido tuvo dos sets muy distintos. En el primero la igualdad se mantuvo constante durante todo el choque con una desconocida Gao que dejó entrever una gran variabilidad en su juego y un gran momento de forma que le permitió jugar de tú a tú a Carolina Marín. Con igualdad a 19 en el set, la china forzó en dos puntos a la española que estrelló sus volantes contra la red y dio la victoria parcial a su rival.



En la segunda manga, a mediados de set se produjo un desconexión de la española que permitió a Gao irse 7-14 y 10-16. Cuando peor pintaba el partido, Marín dio la vuelta al choque encadenando un parcial de 8-1 favorable tras desarbolar el hasta ese momento dominio de la china. Ésta no se vino abajo a pesar de la situación de presión y dio la vuelta hasta el 18-20, poniendo el 19-21 en un punto final donde Marín tuvo la igualada en un smash paralelo que Gao salvó con un contraataque en red que Marín devolvió fuera de los límites.

No pudo ser la final. Carolina Marín prosigue su gira asiática la semana que viene con la disputa del Hong Kong Superseries (comenzará contra Mitani de nuevo), prueba en la que siempre ha alcanzado mínimo las semifinales (2016 y 2014) y donde se alzó campeona en la edición del 2015 en una mítica final ante la japonesa Nozomi Okuhara, que se resolvió por 21-17, 18-21 y 22-20.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here