El onubense Pedro Mora busca a una niña que fotografió hace 18 años en el Parque de las Palomas de Huelva

1
8
Carmen y Julián, en su reencuentro en la Plaza de las Monjas. / Foto: Pablo Rodríguez.
Carmen y Julián, en su reencuentro en la Plaza de las Monjas. / Foto: Pablo Rodríguez.

M. P. D. La historia se repite. En diciembre del pasado año les contábamos el caso de cómo el fotoperiodista Julián Pérez había logrado localizar a una niña que había fotografiado hacía 18 años en la Plaza de las Monjas de Huelva. Y todo ello gracias a Facebook y las personas que se habían hecho eco de la búsqueda de Julián. La chica, Carmen Álvarez Gama, una estudiante del máster en Abogacía, se mostró muy emocionada por el inesperado reencuentro, ya que cuando fue fotografiada tenía tan sólo cinco años. Un momento entrañable que llegó al corazón de muchas personas.

El fotógrafo Pedro Mora busca a la protagonista de unas fotos.
El fotógrafo Pedro Mora busca a la protagonista de unas fotos.

Después de esta historia, ahora es otro fotógrafo, Pedro Mora Pérez, al que le gustaría encontrar a una niña a la tuvo ocasión de retratar mientras jugaba en el conocido Parque de Las Palomas de Huelva. Aquellos hechos ocurrieron el 16 de septiembre de 1997, por lo que han pasado ya más de 18 años.

Imágenes de la niña a la que busca. / Foto: Pedro Mora.
Imágenes de la niña a la que busca. / Foto: Pedro Mora.

Unas bonitas imágenes a las que este profesional de la fotografía confiesa que “les tengo mucho cariño, porque fueron con las que me inicié haciendo fotocalle, y han ganado algún que otro premio”.

Detalle de la pequeña.
Detalle de la pequeña.

Por este motivo, Pedro Mora cree que a la protagonista de las fotos y a su familia les gustaría tenerlas, por lo que las ha compartido en las redes sociales, “y por favor agradecería la difusión a todo aquel que quiera ayudarme a buscarla, seguro que ella lo agradecerá”. Como únicos datos, el fotógrafo recuerda que la pequeña se encontraba aquella tarde con una mujer que parecía ser su abuela.

Con todo, espera que esta historia tenga un final feliz. Sería un bonito regalo de Navidad, sin duda.




1 Comentario

  1. Menos mal que la fotografió hace 18 años, algo tan simple e inocente como fotografiar a una niña… por que en estos tiempos donde todo esta censurado y prohibido seria pedofilia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here