David Robles homenajea a los abuelos y a la generación de los 80 en su primera novela gráfica

1
441
robles5
El diseñador e ilustrador onubense, David Robles./Foto: Fran Rueda.

Paula Crespo. Juegos de palabras y poco texto. No hace falta. Las ilustraciones lo dicen todo, o más bien lo evocan todo. Las páginas de Recuerdos de mi primer Domingo, la primera novela gráfica del diseñador e ilustrador onubense David Robles proponen un viaje directo al pasado, a los maravillosos años 80, no solo a través de marcas y productos propios de está década como la popular Mirinda o los 600, sino de un estilo de vida con el que muchos se sentirán identificados.

Al mismo tiempo es un homenaje a los abuelos, encarnado en el suyo propio, de nombre Domingo: “Tenía cuatro o cinco años cuando mi abuelo murió. Hace tiempo que me acordé de él estando en casa y también al ver a mis niños con su abuelo. Recordé cómo iba con él a la taberna y jugábamos al dominó y entonces decidí preguntarle a mi madre cómo era mi relación con él y qué hacíamos porque no me recordaba de todo y empecé a dibujar”.



robles8
Algunos de los bocetos que a la postre se han convertido en ‘Recuerdos de mi primer Domingo’. / Foto: Fran Rueda.

Las primeras ilustraciones las realizó hace ahora dos años, después llegó el momento de ver fotos y documentar las cosas y los lugares que la mente no había conservado en el recuerdo para montar 72 páginas que, según sus propias palabras son “fogonazos de mi historia con mi abuelo a través de los recuerdos, de lugares que visualizo perfectamente en mi memoria, como la taberna, y por supuesto a través de lo que me ha contado mi madre de su padre. Pero al mismo tiempo esta historia es extrapolable a cualquier abuelo y a cualquier nieto de mi generación y de cualquier lugar de España”.

Por ese mismo motivo Recuerdos de mi primer Domingo un proyecto de crowfunding o micromecenazgo alojado en Verkami con el que David Robles persigue además de la publicación en físico de esta novela gráfica la implicación emocional del público “que se sientan identificados con el momento, con la época y sobre todo con la relación que mantenían con sus abuelos. El crowfunding es una buena forma de hacer partícipes a aquellas personas que verdaderamente les puede interesar el proyecto y pueden percibirlo como algo suyo. Además estas personas recibirán recompensas exclusivas que acompañan a la obra”.



robles2
David en su estudio en la calle Vázquez López de Huelva./Foto: Fran Rueda.

La obra en sí está estructurada en dos bloques muy claros que parten de la popular pregunta “¿qué fue antes el huevo o la gallina?”, pero reformulada desde la óptica de la relación intergeneracional familiar: “¿qué es antes el abuelo o el nieto?”. En este caso el abuelo sería la gallina y constituiría la primera parte de la misma; y el nieto el huevo, la segunda, y la historia se sustenta en una relación de “socios”: “es una especie de juego en el que los dos tenemos una empresa en la que somos socios y trabajamos juntos. Todo ello sazonado con una pizca de comedia y un puñado de cruda realidad.”, explica David.

PortadaDavidRObles
Portada de la novela gráfica.

Recuerdos de mi primer Domingo es una obra en el que los juegos de palabras y los visuales se dan la mano en colores fríos y apagados con los que el diseñador onubense trata de “contextualizar la época de los 80. Sin colores muy vintage que sin duda traen a la mente algunos recuerdos de aquel entonces y algunos elementos como el papel pintado de las paredes”.

La campaña de crowfunding o micromecenazgo acaba dentro de poco más de 30 días fecha en la que se conocerá cuándo puede ver la luz este original proyecto editorial que fusiona novela gráfica y libro ilustrado, centrado en la experiencia autobiográfica de un nieto y su corta relación con su abuelo.

David Robles
Diseñador, ilustrador y artista plástico
, formado en Bellas Artes que ha desarrollado gran parte de su trabajo en Huelva, donde tiene su propio estudio. Sus originales diseños tanto de material gráfico, publicaciones y libros como de packaging y envases han sido premiados en diversas ocasiones en los ámbitos nacional e internacional. Entre esos reconocimientos destacan la Medalla de Oro en diseño Gráfico recibida en el World Wine Packaging Competition estadounidense por el diseño de la botella del conocido Vino Naranja del Condado de Huelva; el Premio Nacional de diseño gráfico español Anuaria al mejor libro, memoria o diseño editorial o los premios internacionales Laus (plata y bronce) al mejor naming y a la mejor portada de revista

David tiene un estilo reconocible y reconocido que avala este nuevo proyecto. /Foto: Fran Rueda.
David tiene un estilo reconocible y reconocido que avala este nuevo proyecto. /Foto: Fran Rueda.

Como pintor, David Robles, también ha participado en un sinfín de muestras colectivas e individuales en Huelva y en distintos puntos de España y Portugal.

Estos reconocimientos y su trayectoria multidisciplinar dentro de las artes plásticas avalan sin ninguna duda esta nueva propuesta editorial del artista onubense, un proyecto en el que cree “firmemente y que creo que es un buen regalo para toda una generación por todo lo que evoca”.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here