Aroche recupera la normalidad tras los daños causados por las lluvias

0
70
El incidente más grave ha sido el corrimiento de tierra de este muro.
Antonio Muñiz revisando los desperfectos con los técnicos
Antonio Muñiz revisando los desperfectos con los técnicos

Redacción. Tras los trabajos de limpieza de la tarde del sábado y de la jornada de este domingo, 20 de octubre, los vecinos desalojados tras el derrumbe de un muro en la calle Tropiezo podrán volver a su domicilio y retomar su vida normal, ya que se ha comprobado que sus viviendas no cuentan con daños estructurales.

En este sentido, el Ayuntamiento de Aroche ha destacado la rapidez en la intervención de los Servicios Municipales, Consorcio de Bomberos y Guardia Civil a la hora de hacer frente a los daños ocasionados por la gran tormenta que en la tarde de ayer dejaba en la localidad serrana más de 50 litros/m² de lluvia en menos de 15 minutos.



El incidente más grave ha sido el corrimiento de tierra de este muro.
El incidente más grave ha sido el corrimiento de tierra de este muro.

Antonio Muñiz, alcalde de Aroche destaca que “a pesar de ser fin de semana, en menos de una hora movilizamos más de 25 personas que se pusieron a trabajar rápidamente en las más de 20 incidencias que provocaba la impresionante tormenta”.

Los daños más importantes ocurrían en la Calle Tropiezo donde se producía un corrimiento de tierra de unos diez metros de muro que sirve de sostenimiento al relleno de dicha calle. El derrumbe del muro se produjo sobre la propia calle, no afectando directamente a ninguna vivienda, tan solo a un vehículo que se encontraba estacionado en las inmediaciones del mismo.  Afortunadamente este incidente solo ha provocado daños materiales, no afectando en ningún momento  a viandantes ni a los propios vecinos de la zona, aunque por seguridad se desalojó una vivienda cercana, cuyos propietarios han pasado la noche en casas de familiares.



La rápida actuación de los servicios locales está permitiendo que la localidad vuelva a la normalidad.
La rápida actuación de los servicios locales está permitiendo que la localidad vuelva a la normalidad.

Tras las primeras valoraciones ha quedado claro que la causa del siniestro ha sido la gran cantidad de agua que ha tenido que soportar el sistema de saneamiento de la calle, que ha provocado que reventaran las tuberías subterráneas. Esta cantidad de agua ha sido la que ha provocado que el terreno fuera cediendo hasta el derrumbe del muro.

Antonio Muñiz ha destacado que es muy complicado prever este tipo de situaciones climáticas, “no obstante, desde hace varios años se viene trabajando desde el Ayuntamiento en la modernización del sistema de alcantarillado del municipio, aunque todavía no habíamos llegado a esta zona que en principio entendíamos que era la menos problemática”.



Muñiz ha destacado que los daños provocados por la tormenta en el municipio rondan en una primera valoración los 200.000 euros, hecho que llevará al ayuntamiento a solicitar ayudas como zona catastrófica. “Hemos actuado de emergencia y el ayuntamiento ha puesto todos los medios necesarios para que el municipio retome la normalidad en el tráfico por sus calles y en la limpieza de escombros y canalizaciones para evitar posibles inundaciones, aunque está claro que pediremos ayuda a administraciones supramunicipales, debido a la virulencia del temporal que nos afectó en la jornada del sábado”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here