Solidaridad por el Empleo

Cuando te llegue una oferta que no te sirva, no des a suprimir, envíala a un amigo o ponla en nuestra página web para dar a conocer esa esperanza solidaria. Recuerda, haz por otro siempre lo que te gustaría que hicieran por ti.

Benito A. de la Morena / Solidaridad por el Empleo. Con el trasfondo de la solidaridad y el objetivo del empleo, se ha puesto en marcha una idea que ha tenido una gran aceptación entre sus jóvenes destinatarios. El título, ya se lo imaginan, Solidaridad por el Empleo.

Los jóvenes ya son solidarios por naturaleza, aún no les ha cuajado la maldad de los mayores, pues todavía no saben lo que es la competencia desleal, la manipulación de la personalidad, la ambición desmedida, a lo sumo, lo que han aprendido por instinto es, el escaqueo, vamos, el apartarse de lo que no les gusta o supone un esfuerzo que no les apetece realizar, pero eso se suele superar con el tiempo.

El genio es otra de las cualidades “hormonales” que acaban por hacerlo intransigente ante los mayores, pero no dentro de su clan, su grupo, su entorno, pero con el tiempo también se modela y se autocontrola.




Lo peor es la desesperación de la búsqueda de empleo, en una edad en la que consideras que es el momento de despegar del nido que te ha acogido durante la etapa de pubertad y, aún dentro de la esa falsa madurez que ofrece los 24 años, parece vital es poder “volar”.

Con el objeto de ayudar a que ese deseo sea realidad, un grupo de colegas hemos tenido la iniciativa altruista de dedicar parte de nuestro tiempo a difundir las opciones laborales que nos llegan  a todos aquellos que conforman nuestra base de datos, e incluso, hemos llegado a crear un Grupo en Linkedln.




Lo único que pedimos es que cuando te llegue una oferta que no te sirva, no des a suprimir, envíala a un amigo o ponla en nuestra página web para dar a conocer esa esperanza solidaria. Recuerda, haz por otro siempre lo que te gustaría que hicieran por ti.










Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.