El Distrito Huelva-Costa crea cuatro nuevos grupos socioeducativos para ayudar a mujeres a afrontar los problemas diarios

0
248

Redacción. El Distrito Sanitario de Atención Primaria Huelva-Costa ha puesto en marcha cuatro nuevos grupos socioeducativos dirigidos a mejorar la salud de usuarias en edad adulta que acuden a las consultas médicas y necesitan apoyo para enfrentarse a la vida diaria. Tendrán como sede los centros de salud El Torrejón, La Orden, Lepe y Los Rosales, que en este caso acogerá la segunda experiencia de este tipo.

Se trata de una iniciativa, denominada GRUSE, que ha sido organizada por los trabajadores sociales de estas instalaciones sanitarias (Josefa García, Teresa Meniz, Carmelo Cumbrera y Consuelo Revilla, respectivamente) y que forma parte de las estrategias de promoción y prevención de los trastornos mentales incluidas en el Plan Integral de Salud Mental (PISMA) diseñado por la Consejería de Salud y Bienestar Social.

El objetivo principal de estas actividades es fomentar los activos en salud mental de la población en general y de grupos vulnerables en particular. En concreto, mediante una estrategia grupal socioeducativa se pretenden reforzar los recursos, talentos y habilidades individuales, así como dotar a las personas participantes de herramientas para afrontar de forma saludable las dificultades que se presentan en la vida cotidiana. Además, en los GRUSE se abordan los determinantes socioculturales y psicosociales que, con frecuencia, condicionan los síntomas de malestar existentes.



Los cuatro grupos puestos en marcha están integrados por un total de 44 mujeres mayores de 45 años residentes en las zonas de influencia de los centros sanitarios, que van a recibir esta clase de asistencia durante un toral de ocho sesiones. Entre los contenidos incluidos en las sesiones se encuentran los activos personales y comu-nitarios, la comunicación eficaz, la autoestima y la autopercepción, el manejo de las emociones, la resolución de problemas y el trabajo en equipo.

El desarrollo de esta acción va a permitir que las mujeres integrantes de los grupos cuenten con un espacio que facilita la potenciación de sus habilidades emocionales y aborde los determinantes de género asociados al malestar que sienten.

En general, la estrategia GRUSE va dirigida a cualquier persona que pueda beneficiarse de un enfoque basado en incrementar sus activos de salud. Como primera experiencia para llevar a cabo estos grupos se han elegido a las mujeres adultas que frecuentan las consultas en los centros sanitarios, incluyendo especialmente a las que presentan síntomas inespecíficos de malestar físico y emocional sin explicación fisiológica aparente, junto a una percepción de incapacidad para afrontar situaciones adversas.

Según diversos estudios, el 75% de las personas tratadas por problemas de depresión o similares en los centros de atención primaria son mujeres de entre 31 y 50 años de edad y con cargas familiares. Este trabajo en grupo se muestra efectivo para evitar aislamiento social, mejorar la autoestima y fomentar el manejo de las emociones.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here