Nacho Morejón, un ingeniero onubense establecido en Londres desde hace 14 años

Marchó al extranjero tras acabar sus estudios en telecomunicaciones y desde entonces no ha pensado en volver. Ve su futuro en la capital británica, dónde crece su hija Sakura de 6 años, a la que acerca a Huelva siempre que puede.

Nacho vive con su hija Sakura en Londres.

Cristina Morales. La decisión de marchar al extranjero es dura, aunque a veces es un deseo que nace del sentimiento de pertenencia, no a un país en concreto, sino a la globalidad del mundo. En algunos sectores, viajar y comparar es esencial, participar en proyectos de distinta índole y procedencia puede enriquecer el curriculum de, en este caso, un ingeniero. Nacho Morejón Guerrero es un onubense de 46 años que lleva desde los 18 fuera de su tierra. Nació en Huelva capital, donde vivió y se crio hasta su mayoría de edad. Estudió la antes conocida como EGB en el colegio Montessori y el bachillerato en el instituto Alto Conquero.

En el momento de comenzar la universidad, decidió salir de su Huelva natal para cursar Ingeniería en Telecomunicaciones en la Universidad de Vigo. En Galicia asegura que pasó unos años magníficos, despegado del nido y disfrutando de la divertida vida universitaria gallega. Sin embargo, comenzó a picarle el gusanillo de ver mundo y decidió hacer su proyecto fin de carrera en Ohio State, una universidad de Estados Unidos. En este estado norteamericano vivió una época para el recuerdo, que alimentó su afán de recorrer el globo terráqueo. 

Le apasiona viajar, en esta imagen lo vemos en Perú.

En su práctica de trotamundos, trabajó durante unos años en Holanda, desde dónde decidió mudarse a Madrid. Sin embargo, como de costumbre en Nacho, volvió a tomar la decisión de trasladarse a otro país, optando por el Reino Unido. Ahora viviría en Londres, lugar que ha terminado convirtiéndose en su hogar definitivo, por el momento. Tiene una hija de 6 años que se llama Sakura, una pequeña que define como lo mejor que le ha pasado en la vida, y con la que disfruta de frecuentes vacaciones en Huelva. 




Desempeña su profesión en O2, el operador de telefonía propiedad de Telefónica, desde hace unos 12 años, como responsable del equipo que se dedica a la parte de automatización de procesos y alarmas de la red móvil. A pesar de su absorbente trabajo, siempre saca tiempo para jugar al baloncesto, su hobbie desde los 10 años. Además le encanta viajar, la playa, leer, escribir, el cine, pasear por los parques de Londres, ir al pub con los amigos y montar en bici y en moto. Un sin fin de aficiones para un onubense con grandes inquietudes y ganas de comerse el mundo.

Es ingeniero en telecomunicaciones y trabaja en una importante empresa telefónica en la capital británica.

Hemos entrevistado a este onubense por el mundo, para que pueda contarnos, en primera persona, su experiencia lejos de su Huelva natal:

-¿Por qué decidiste irte fuera?
En 2004, tras varios años en Madrid, me apetecía irme a trabajar a otro país y pasar algún tiempo fuera de España. Londres es una ciudad que siempre me había atraído y que tenía muchas de las cosas que buscaba, así que me decidí por ella.

-¿Cuánto tiempo llevas fuera de España?
Me vine a vivir a Londres a finales de 2004. Dentro de unos pocos días cumplo 14 años aquí.

-¿Qué haces en este país?
Trabajo para O2, el operador de telefonía propiedad de Telefónica, desde hace unos 12 años. Llevo un equipo que se dedica a la parte de automatización de procesos y alarmas de la red móvil.

Está escribiendo un libro sobre la cultura japonesa.

-¿Es tu primera estancia en el extranjero?
No, antes estuve un año en Estados Unidos (Columbus, Ohio) y unos meses trabajando en Holanda (Utrecht).

-¿Cuál es tu lugar de residencia?
Vivo en Clapham Common, un barrio de Londres situado al suroeste de la ciudad. Está en zona 2, bastante cerca del centro. Llevo viviendo allí 10 años.

-¿Cuál es tu balance de la experiencia por ahora?
La verdad es que muy bien, soy muy feliz en Londres. Conecté con la ciudad desde el primer día. Siendo teleco y hablando inglés me resultó fácil encontrar un buen trabajo, por lo que el periodo de adaptación fue corto y sencillo. He tenido un montón de experiencias fantásticas y he conocido a muchísima gente interesante de todo el mundo. No tengo ninguna duda de que pasar aquí unos años me ha enriquecido enormemente a nivel personal.

Siempre que puede vuelve a Huelva. En esta foto vemos a su hija Sakura en la Canoa de Punta Umbría.

-¿Cómo es vivir en Londres? ¿Es muy diferente a España?
Londres es una ciudad muy interesante para visitar, pero aún mejor para vivirla desde dentro. Es dinámica y cosmopolita, lo que la hace especialmente atractiva. Siempre encuentras cosas interesantes que hacer o sitios nuevos por descubrir, nunca se acaba. Y los parques son maravillosos. No todo es de color de rosa, claro. Los inviernos se hacen largos y, aunque no llueve tanto como la gente cree, hay muchos días grises.

A mí sí me resulta diferente. Por ejemplo la interacción entre las personas, los horarios, lo habitual que es tratar con gente de cualquier lugar del mundo o cómo funciona el gobierno y la administración. A nivel laboral, el Reino Unido está bastante por delante: mejores condiciones, más flexibilidad y te valoran más, al menos desde mi experiencia.

Por otra parte, desde el comienzo de la crisis han llegado muchísimos españoles y, dentro de lo que cabe, puedes hacer que una parte de tu vida sea de estilo español. También tengo claro que Londres es un país aparte dentro del Reino Unido y que las cosas cambian bastante según te alejas de las grandes ciudades.

Tiene el reto de visitar 100 países y ya le quedan pocos para conseguirlo.

-¿Qué estás haciendo en estos momentos?
Estoy escribiendo un libro sobre Japón. Es la biografía de la abuela de un amigo, que tuvo una vida realmente interesante y fuera de lo normal, tanto que durante varias décadas visitó su propia tumba. Tras 4 años investigando y escribiendo, ya me queda poco para terminar.

-¿Te has marcado algún nuevo objetivo o reto?
Antes de nada, terminar el libro y encontrar alguna editorial que lo publique, que ya es bastante. Después, retomar mi blog de viajes y mi antiguo reto de visitar 100 países, “solo” me quedan 36.

Le apasiona el baloncesto, deporte que practica desde los 10 años.

-¿Qué piensa tu familia y amigos de tu aventura?
Dado que me fui de Huelva con 18 años, mi familia y mis amigos siempre han estado acostumbrados a que viviese fuera y casi siempre lejos de casa. Yo creo que no les sorprendió demasiado cuando me fui a vivir a Londres y decidí quedarme. Además, todos están encantados de tener un sitio donde quedarse aquí.

-¿Cuáles son tus planes futuros?
Si no ocurre nada fuera de lo normal, seguiré viviendo en Londres al menos los próximos 12 años, hasta que mi hija tenga edad de irse a la universidad. Me parece bastante probable que siga aquí hasta que me jubile.

-¿Piensas volver a España, a Huelva, en breve?
Voy mucho de visita, al menos dos veces al año, pero por lo que he comentado antes, no voy a volver para quedarme en un futuro cercano. Quizás tras la jubilación sea el momento de irme a vivir a Punta Umbría para estar cerca del mar.

De momento no piensa volver a Huelva a vivir, ya que ha encontrado la estabilidad en Londres.

-¿Qué es lo que más echas de menos de tu tierra?
Aparte de ver a mi familia más a menudo, sin duda la playa, el sol y el mar.

-Para terminar: un mensaje a tus paisanos.
Yo siempre recomiendo irse a vivir un tiempo fuera de España. Se aprende mucho, te ayuda a ver las cosas con más perspectiva y conoces de cerca otras culturas y formas de hacer las cosas. Incluso si lo tienes que hacer por necesidad y te cuesta adaptarte, intentar verlo como una experiencia positiva que te puede aportar vivencias interesantes.




One Response to "Nacho Morejón, un ingeniero onubense establecido en Londres desde hace 14 años"

  1. Veronica   22 octubre 2018 at 11:53 am

    Conoci a Nacho a traves de su fascinante blog de viajes https://dokodemodoorblog.com en el cual detalla sus aventuras por el mundo combinando perfectamente información util con un agudo sentido del humor. Desde entonces lo sigo en redes y no me pierdo ninguno de sus articulos. Estoy deseando que acabe el libro ya que la historia es bastante impactante.

    Responder

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.