El manzanillero José Juan Lepe Pérez: “Todo empezó gracias a los sentimientos. Yo leía, y me saciaba por dentro”

Estudiante de Filología Hispánica, este joven de 22 años que, con sus reflexiones y microrrelatos ha conquistado a miles de seguidores en redes sociales, acaba de presentar su primer libro, 'La inexactitud de lo efímero'.

El escritor onubense José Juan Lepe Pérez.
El escritor onubense José Juan Lepe Pérez.

HBN. “Para mí, las cosas tristes son las más bonitas, en cierto modo”. Una afirmación del onubense José Juan Lepe Pérez que deja entrever la profundidad de todo cuanto escribe. Estudiante de Filología Hispánica en la Universidad de Sevilla, a sus 22 años ya ha conseguido llegar a miles de personas a través de las redes sociales donde comparte pensamientos, reflexiones y microrrelatos que firma como ‘Josechu‘. En Twitter, este joven escritor natural de Manzanilla, casi alcanza los 7.000 mil seguidores

Amante de las letras, el onubense hacía realidad recientemente uno de sus sueños: la publicación de su propio libro, que lleva por título La inexactitud de lo efímero. Se trata de una obra que nace de las vivencias personales del autor, pero en la que, según nos cuenta, también han ejercido una enorme influencia la historias que ha ido descubriendo en el inmenso mar que ofrece Internet. Huelva Buenas Noticias ha conversado con el onubense: 

Portada de 'La inexactitud de lo efímero', primer libro del escritor manzanillero.
‘La inexactitud de lo efímero’, primer libro del autor manzanillero.

– ¿Cómo surge la idea de realizar este libro?
– Surgió hace varios años, a través de lo que uno considera como sueños o aspiraciones. Quise escribir un libro porque perduran, es difícil cerrar la boca a alguien que escribe.

– ¿De dónde viene su interés por la literatura en general y la escritura en particular?
– Todo tiene un comienzo en la vida, supongo. Yo echaría la culpa de mi afición por la literatura a la facilidad que nos proporcionan de pequeños: leer y escribir. Internet me ha abierto muchas puertas, la capacidad de leer cualquier opinión pública, mogollón de gente que escribe y se abre gracias a las redes sociales. Mi afición por esta disciplina tocó fondo gracias a lo que estudio. Cuanto más leo, más me enamoro. En cambio, la afección y el acercamiento a la escritura, tiene un origen más allá. Todo empezó gracias a los sentimientos. Yo leía, y me saciaba por dentro. Todo eso que alguien me transmitía, hacía que me sintiera único. Y un día quise curar con el mismo medicamento a las personas que me leen. Hicieron algo bonito por mí, y quién sabe si haciendo lo que hago, consigo realizar un cambio interior hacia el lado positivo en la vida de otra persona.

Estudia Filología Hispánica en la Universidad de Sevilla.
Estudia Filología Hispánica en la Universidad de Sevilla.

– ¿Cómo surge la idea de realizar este libro?
– Surgió hace varios años, a través de lo que uno considera como sueños o aspiraciones. Quise escribir un libro porque perduran, es difícil cerrar la boca a alguien que escribe. Yo lo escribí por si alguien decide leerme, por si no me conoce o no sabe lo que pienso. Para mí, los pensamientos de todas las personas son importantes, y cuando una persona se abre se convierte en un planeta inexplorado. Yo buscaba retratarme para siempre, sin obligar a nadie a conocerme. Me gusta que las cosas salgan y ocurran por necesidad, y ya es exagerar. Pero es cierto que un libro es una puerta abierta en un mundo lleno de callejones sin salida.




– ¿Por qué ese nombre, La inexactitud de lo efímero?
– Es la pregunta que todos me hacen. Efímero es algo pasajero, que no se queda para siempre. Algo que, por el consumo o la prisa, acaba en un corto periodo de tiempo. Yo quiero hacer referencia con ese título a todas esas cosas que nos ocurren a las personas, que algo viene y va dejando un rastro. Unas emociones, alguna bomba activada dentro de nosotros que sigue recordando lo que no está. De ahí esa imprecisión, esa inexactitud. No todo lo que acaba, lo hace para siempre.

– Sin desvelar mucho a los lectores, ¿Qué encontrarán en esta obra?
– Hay varios escalones. Unos más abajo o negativos y otros más arriba o positivos. Intenté hacer hincapié a las distintas posiciones en las que uno puede encontrarse a lo largo de la vida. Para mí, las cosas tristes son las más bonitas, en cierto modo. Hay relatos cortos, poemas en prosa e incluso páginas donde intento abarcar muchísimo con una sola frase.

Invita a los lectores a adentrarse en las páginas de 'La inexactitud de lo efímero'.
Invita a los lectores a adentrarse en las páginas de ‘La inexactitud de lo efímero’.

– ¿Por qué el género lírico?
– Porque pienso que es la mejor forma de ser la misma persona. Por el tono melódico que uno le da al leer, las pausas necesarias que hay que ponerle a lo que uno lee y entiende. Hay que pararse a pensar mientras uno piensa, leer entre líneas e ir más allá de la opinión personal que alguien puede tener de lo que lee. Vosotros, los lectores, comprendéis lo que se lee a vuestra manera y no tiene que concordar con lo que yo intento expresar. Esa es la magia, que se adecúe a lo que cada persona considera más preciso y benévolo.

–  ¿Cuáles dirías han sido sus fuentes de inspiración para escribir este libro?
– Otros autores, tanto conocidos como integrantes que comienzan a andar en este mundo al igual que yo. Todos tropezamos y yo intento agacharme todas las veces que pueda a entender y comprender la herida que cada uno de ellos se hizo al caer. Como he dicho antes, tengo la mayor suerte del mundo al poder nutrirme de manera ilimitada gracias a internet. Y, concretamente, las fuentes de inspiración para escribir mi libro mayoritariamente las he sacado de mi vida, aunque supongo que eso encierra a toda persona conocida, pasajera, integrante o imprescindible dentro de ella.

– Es su primera obra, ¿Cómo calificaría su experiencia de creación? ¿Ha seguido algún procedimiento? 
– La experiencia es irrepetible. Los típicos nervios que salen a la luz cuando llegas a un lugar nuevo, tal vez al que siempre quisiste ir. Es algo que se queda para uno mismo el resto de su vida y recuerda como la etapa en la que sabía de todo, pero no tenía ni idea de nada. No he seguido ningún procedimiento, solo empecé a reunir escritos de manera arbitraria. Hasta que un día me decidí reunirlos todos y hacer un mundo de papel con todos ellos. Las horas de escritura fueron  muchas ya que recogen textos de incluso hace varios años, pero supongo que no todo lo que uno escribe está preparado para echar a correr. Tuve que elegir entre unos y otros, con todos los escritos que he conseguido reunir podría sacar tres libros más.

– ¿Satisfecho con su ópera prima?
– Orgulloso sí. Satisfecho no tanto. Porque uno siempre espera lo mejor, lo que se imagina. Y es verdad que la editorial es poco conocida y no tenía un radio determinado de oyentes. Pero la gente me ha apoyado muchísimo, he sufrido el oleaje de enhorabuenas y felicitaciones, y para una persona como yo, está totalmente prohibido pedir más.

– ¿Qué acogida está teniendo por el momento el libro?
– La acogida es muy buena. Generalmente en mi entorno particular. Es cierto que llevo muchísimos años escribiendo y he tenido la suerte de llegar a muchos oídos como por ejemplo en Twitter, que voy camino de los siete mil seguidores. No quiero decir que me voy abriendo paso, porque no soy yo el que lucha. Yo no llevo una espada, solo digo por escrito lo que quizá no puedo decir en voz alta y son los demás los que se paran a escucharte. Estoy muy contento.

–  ¿Dónde pueden encontrar el libro los lectores?
– Pues actualmente se encuentra en la página web de la editorial Seleer, así como en Amazon o La Casa Del Libro. Aunque desconozco las pequeñas librerías en las que también se podrán adquirir gracias a la difusión que la editorial ha hecho por mí.

– ¿Tienes en mente ya algún otro proyecto?
– Sí, de hecho espero traer regalos para Navidad. Pero es pronto para prometer, todo depende del tiempo que tenga y especialmente, de las opciones que baraje durante estos meses para conseguir publicarlo.

– ¿Le gustaría invitar a los onubenses a que se acerquen a La inexactitud de lo efímero?
– Por supuesto, a todo el que le guste leer o escribir, tiene las puertas abiertas. Siempre digo que es una manera muy bonita de aprender las cosas que en tu día a día quizá no encuentras. Quiero agradecer esta oportunidad, y a todo el que se sienta abrazado por mis letras, es un honor dejar un trozo de mí por cada rincón donde se me lee.




Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.