La onubense Violeta Díaz hace balance de sus casi nueve meses de beca Erasmus+ en Wroclaw

Estudiante de cuarto curso de Veterinaria en Cáceres, la joven de 21 años de edad, reside en la actualidad y desde hace casi un año en Wroclaw (Breslavia), una ciudad polaca al suroeste del país gracias a una de las becas del programa Erasmus+.

Violeta hace un balance 100% positivo de la experiencia.
Violeta hace un balance 100% positivo de la experiencia.

Laura Cebrino. La onubense Violeta Díaz, de 21 años de edad, es estudiante de cuarto curso de Veterinaria en Cáceres. La joven vive fuera de su ciudad natal desde los 18 años, cuando partió a Madrid capital para cursar su primer año de estudios universitarios. En la actualidad y desde septiembre de 2017, reside en Wroclaw (Breslavia), una ciudad polaca al suroeste del país.

– ¿Por qué decidiste ir a Wroclaw?
– Decidí participar en el programa Erasmus+ porque creo que la beca ofrece una oportunidad que es digna de aprovechar; como destino elegí Polonia porque, además de ser un país completamente desconocido para mí, es el único país donde recibiría las clases en Inglés, ya que en Italia o Portugal, por citar algunos ejemplos, no exigen tener titulación de los idiomas correspondientes pero sí imparten las clases y las prácticas en su lengua natal.

– ¿Cuál y cómo es tu lugar de residencia?
– Por comodidad, elegí vivir en una residencia de estudiantes, donde reconozco que lo he tenido más fácil para conocer y relacionarme con otras personas. En ella, considerada una de las mejores residencias de la ciudad, los gastos de luz y agua van incluidos en la mensualidad, que además es muy barata.


La residencia está dividida por módulos de cuatro personas cada uno; cada módulo cuenta con dos habitaciones, cocina y baño. En cada habitación, que son muy espaciosas, duermen dos personas; cada una cuenta de ellas cuenta con un amplio armario, un escritorio y algún que otro mueble tipo cajonera.

 Violeta reconoce que el grado de Veterinaria que está cursando dedica muchas horas a la realización de prácticas.
Violeta reconoce que el grado de Veterinaria dedica muchas horas a la realización de prácticas.

– ¿Cuál era tu nivel de idiomas al llegar? ¿Consideras que estas mejorando tu nivel allí?
– Mi nivel de inglés al llegar era B2; gracias a que cada clase que recibo es en inglés y a que en cada una de mis relaciones sociales el idioma preferente también lo es, reconozco que estoy mejorándolo mucho, sobre todo a nivel oral.


El polaco como idioma es, según me parece a mí, bastante difícil, porque tienen una pronunciación y una ortografía muy compleja ¡A veces es imposible leer tanta consonante junta! Lo bueno, es que sólo por ser estudiante Erasmus+, se nos brinda la posibilidad de poder recibir clases de polaco gratis, de una hora y media a la semana.

Como hay poca gente interesada en ello, las clases son muy intensas, ya que el número de alumnos es bajo. Yo, que sí que he estado acudiendo, considero que he aprendido bastante, aunque aún me veo lejos de poder comunicarme con fluidez. Estas clases me han servido y me están sirviendo mucho para no tener que depender tanto del traductor.

– ¿Cómo es vivir en Wroclaw? ¿Es muy diferente a España?
– Sí, tienen una cultura diferente a la nuestra, aunque creo que no se aprecia si se visita el país solo por turismo. Vivir aquí día a día te muestra cómo la mentalidad (en general) es más tradicional y conservadora que en España en ciertos aspectos.

"En Wroclaw hay muchos parques, numerosas iglesias, y en particular, múltiples islas y por lo tanto puentes; el río Odra cruza toda la ciudad", comenta Violeta.
“En Wroclaw hay muchos parques, numerosas iglesias, y en particular, múltiples islas y por lo tanto puentes; el río Odra cruza toda la ciudad”, comenta Violeta.

Casi como sucede en cualquier país europeo, los horarios son muy diferentes a los de España: los comercios cierran más temprano, no hacen pausas al mediodía, muchos supermercados están abiertos los domingos, y, por comentar algo que me ha llamado bastante la atención, no hay bazares asiáticos ni establecimientos similares como sí sucede en España ¡Puede parecer una tontería pero no podía creerme que allí no existieran!

– ¿Cómo es la ciudad y sus alrededores?
– Wroclaw es una ciudad grande llena de vida, con gran ambiente juvenil. Muy a menudo organizan eventos, ya sean conciertos, desfiles de moda, shows gastronómicos o competiciones deportivas, siempre hay algo que ver, visitar o hacer. Igualmente para salir de fiesta, también hay muchas opciones.

Ahora que por fin ha salido el sol y hace tan buen tiempo, los parques se llenan de gente que queda para jugar, hacer deporte o comer. En Wroclaw hay un sistema de alquier de bicletas cuyos 20 primeros minutos son de uso gratutito, aunque por tan solo 0,50€ puedes alquilar una bici durante una hora.

El transporte público funciona muy bien, tienen una amplia red de tranvías y buses, además de buen acceso a todo Wroclaw por un precio muchísimo más barato que el de España. Además, por ser estudiante tienes un descuento del 50% en todos los transportes, ¡Incluyendo trenes!

Esta etapa conforma para Violeta su primera estancia en el extranjero, ya que aunque la joven reconoce haber viajado mucho con sus padres, "esta experiencia no se compara con ser turista", declara.
Esta etapa conforma para Violeta su primera estancia en el extranjero, ya que aunque la joven reconoce haber viajado mucho con sus padres, “esta experiencia no se compara con ser turista”, declara.

– ¿Y sus habitantes, cómo son?
– Al llegar, las primeras impresiones fueron negativas, ya que el semblante serio y la actitud reacia a mantener largas conversaciones era lo que predominaba entre la mayoría. También influía que, como hay mucha gente que no habla inglés porque desconfían de hacerlo bien, es aún más difícil entablar conversación.

– ¿Cuál es la imagen que tienen de España?
– Tienen una imagen abierta y liberal de España ¡A casi todos les gustaría ir (si no han ido ya)! Suelen estar al tanto del conflicto con Cataluña, del fútbol, los toros, el flamenco y la paella.

– ¿Qué estás haciendo en estos momentos?
– Estamos aprovechando para viajar a países y ciudades colindantes para terminar de exprimir la experiencia.

La joven tiene previsto volver a Huelva a finales de junio.
La joven tiene previsto volver a Huelva a finales de junio.

– ¿Te has marcado algún nuevo objetivo o reto?
– Seguir mejorando idiomas, probar todos los restaurantes vegetarianos/veganos de la ciudad y ponerme más en forma, además de aprobar las asignaturas pendientes.

– ¿Qué piensa tu familia de tu aventura? ¿Y tus amigos?
– Mi familia está contenta de que esté aprovechando esta oportunidad, aunque me hacen llegar que me echan mucho de menos. Aun así, no cesamos en mantenernos en contacto e incluso he recibido la visita de mi madre y otros familiares aquí en Wroclaw; también de algunos amigos que han venido a verme.

– ¿Cuáles son tus planes futuros?
– Este verano quiero sacarme el permiso de conducir y hacer prácticas en una clínica veterinaria. Para septiembre, me vuelvo a estudiar a Cáceres. A largo plazo, cuando acabe la carrera, me gustaría trabajar en una clínica y me haría mucha ilusión poder colaborar con refugios de animales.

Violeta OPM Polonia (4)
Sin duda, anima a todos los onubenses a vivir una temporada fuera de España.

– ¿Qué es lo que más echas de menos de Huelva?
– ¡Sin duda el sol! La playa y la cercanía a mis familiares y amigos.

– ¿Recomiendas a todo el mundo que viva un tiempo fuera de España? ¿Por qué?
– Sí, por el simple hecho de conocer otros lugares y formas de vida, para tener una perspectiva de tu propio país desde fuera y para aprender a ser independiente a la par que ganas experiencia. Por supuesto es vital recalcar también la importancia de relacionarte con otras personas y aprender a desenvolverte en un idioma que no sea el natal ¡Se desmontan muchos mitos culturales cuando viajas!

– Para terminar: un mensaje a los onubenses
– Será muy beneficioso que aprovechéis cualquier oportunidad que se os brinde para salir de vuestra ciudad natal y así conocer otras ciudades o países. Cuando sales de tu círculo, aunque solo sea un tiempo, lo valoras aún más y lo ves con otros ojos; lo que antes creías conocer y juzgabas con determinación, cambia cuando pasas una larga temporada alejado/a de él.



Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.