El joven olontense Gerardo Ceada logra una reconocida beca para investigar la erradicación de las células tumorales del cáncer

Estudiante del último curso del doble Grado en Biología y Biotecnología de la Universidad de Gerona, este onubense ha logrado una ayuda de la Asociación Española contra el Cáncer para desarrollar durante ocho meses un proyecto en el ámbito de la ingeniería de proteínas aplicado al campo oncológico. Un ámbito de estudio al que le gustaría dedicarse profesionalmente en el futuro. Y, de hecho, no es la primera vez que es becado, puesto que, anteriormente, ha tenido la oportunidad de investigar sobre el cáncer en Francia y Suiza.

Gerardo Ceada ha obtenido una importante beca de investigación contra el cáncer.
Gerardo Ceada ha obtenido una importante beca de investigación contra el cáncer.

Mari Paz Díaz. Estudiante de Biología y Biotecnología en la Universidad de Gerona, el olontense -aunque nació en Huelva, pero desde los tres años reside en Gibraleón-, Gerardo Ceada Torres ha dejado el anonimato después de haberse convertido en noticia por haber logrado una destacaba beca dirigida a apoyar el desarrollo de investigaciones oncológicas, otorgada por la Fundación Científica de la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC) de Cataluña. Una aportación que permitirá a este joven onubense de 22 años llevar a cabo un proyecto para probar proteínas útiles en la liquidación de células tumorales.

En tercero de carrera obtuvo una beca Erasmus para estudiar en la Universidad de Montpellier (Francia). / Foto: Directorio de Universidades.
En tercero de carrera obtuvo una beca Erasmus para estudiar en la Universidad de Montpellier (Francia). / Foto: Directorio de Universidades.

Un importante reconocimiento a la trayectoria de Gerardo, que, tras haber realizado los estudios primarios y de Bachillerato en el CEIP Aurora Moreno y el IES Odiel de Gibraleón, respectivamente, en 2013 consiguió plaza en el doble Grado en Biología y Biotecnología de la Universitat de Girona, por lo que, desde entonces, vive en Cataluña. Una experiencia que le ha permitido introducirse en el mundo de la investigación, puesto que, en el curso académico 2015/2016, en tercero de carrera, obtuvo una beca Erasmus, con la que cursó sus estudios durante un semestre en la Universidad de Montpellier (Francia). Fue en este centro donde realizó sus primeras prácticas sobre metabolismo del cáncer, en el laboratorio del Dr. Martín Villalba.

Forma parte del Grupo de Ingeniería de Proteínas de la Universitat de Girona, del Dr. Marc Ribó.
Forma parte del Grupo de Ingeniería de Proteínas de la Universitat de Girona, del Dr. Marc Ribó.

Fue un punto de inflexión en su vida, puesto que, a su regreso a Gerona, empezó unas prácticas extracurriculares en el Grupo de Ingeniería de Proteínas de la Universitat de Girona, bajo la tutela del Dr. Marc Ribó. Un grupo al que continúa unido, estudiando una variante de la ribonucleasa pancreática humana como agente antitumoral. A todo ello, hay que unir otra beca, la École Polytechnnique Fédérale de Lausanne (EPFL, Suiza), que Gerardo obtuvo el pasado verano para participar en Suiza dentro de un programa de investigación durante los meses de julio y agosto. Allí, tal y como nos cuenta, “estuve trabajando en el grupo del Dr. Michele de Palma, que está enfocado en el microambiente tumoral”.


Gerardo, ante un glaciar en Suiza, país en el que estuvo el pasado verano con otra beca.
Gerardo, ante un glaciar en Suiza, país en el que estuvo el pasado verano con otra beca.

Experiencias todas ellas de gran interés a las que se une ahora esta nueva beca de investigación, con la que, durante ocho meses, podrá desarrollar su proyecto sobre la terapia genética y en cultivos en 3D, que tienen como objetivo probar proteínas útiles para liquidar células tumorales. Cuestiones de las que nos habla en esta entrevista, concedida a Huelva Buenas Noticias

-Gerardo, ¿cómo surge tu interés por el mundo de la Biología?
-Desde pequeño, he sido un niño muy curioso. Siempre estaba preguntando y nunca me valía un “porque sí” como respuesta; necesitaba entender el porqué de todo. Creo que vi en la ciencia la manera de responder a mis preguntas y, por eso, me decanté por empezar una carrera científica.


Eligió la Universidad de Gerona porque es el único sitio que oferta el doble grado de Biología y Biotecnología.
Eligió la Universidad de Gerona porque es el único sitio que oferta el doble Grado de Biología y Biotecnología. / Foto: universia.es

-¿Por qué elegiste la Universidad de Gerona?
-La verdad es que, aunque tenía muy claro que me gustaba la ciencia, no sabía bien qué estudiar. Hay muchas ramas: unas más especializadas, otras menos. Y, cuando acabas el Bachillerato, no tienes ni idea de qué carrera está hecha para ti. Así que decidí empezar un doble grado, porque, como se suele decir, “más vale que sobre, que no que falte”. Elegí Biología y Biotecnología para aprender ambas cosas, lo general y lo específico. Y la sorpresa fue, sobre todo para mis padres, que ¡sólo lo ofertaban en Gerona! Pero ni me lo pensé. Y aquí estoy. 

-Acaban de otorgarte una importante beca de la Fundación Científica de la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC) de Cataluña. ¿Cómo te sientes?
-La verdad es que estoy muy contento. Estas cosas son las que te hacen creer un poco más en ti y querer seguir haciendo lo que haces.

Se siente contento y satisfecho por la obtención de esta beca.
Se siente contento y satisfecho por la obtención de esta beca.

-¿En qué consiste la beca?
-La beca consiste en el desarrollo de un proyecto en un grupo de investigación durante ocho meses, en los que estás subvencionado por la fundación científica de la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC). En mi caso, realizo mi proyecto en el grupo de Ingeniería de Proteínas de la Universitat de Girona, que está liderado por los Doctores María Vilanova, Antoni Benito y Marc Ribó.  

-¿Cuál es el objeto de estudio del proyecto que vas a realizar?
-Mi proyecto se basa en el uso de una variante de la ribonucleasa pancreática humana diseñada en el laboratorio para el tratamiento del cáncer. La ribonucleasa es una proteína que degrada el RNA, que es el resultado de la expresión de los genes. Si se degrada el RNA, las células acaban entrando en apoptosis (mueren). Concretamente, trabajo en el desarrollo de una terapia génica basada en esta variante y en cultivos celulares en tres dimensiones, que dan una perspectiva mucho más semejante a lo que ocurriría en un in vivo.

Durante la semana se encuentra investigando en un laboratorio, mientras que los fines de semana trabaja como camarero.
Durante la semana se encuentra investigando en un laboratorio, mientras que los fines de semana trabaja como camarero.

-¿Qué estás haciendo en la actualidad?
-Actualmente, curso mi último año de carrera y defenderé el trabajo final de grado el próximo mes de junio. Entre semana, estoy en el laboratorio con los experimentos y, durante el fin de semana, trabajo como camarero. La verdad es que soy alguien que necesita estar siempre haciendo algo, porque, si no, me subo por las paredes.

-¿Qué idea tienes de cara al futuro?
-Una vez que acabe la carrera, mi idea es continuar con un doctorado y seguir investigando en el campo del cáncer. Seguramente tenga que salir de España, pero, luego, me gustaría volver.

Le gustaría poder dedicarse a la investigación oncológica. / Foto. rtve.es
Le gustaría poder dedicarse a la investigación oncológica. / Foto. rtve.es

-¿Algo que te gustaría conseguir?
-Mi sueño es poder dedicarme a la investigación, aunque queda un largo trecho para ello. Y, por supuesto, que algún día encontremos la solución para ésta y tantas otras enfermedades que se sufren. Creo que la comunidad científica tiene esta tarea y me gustaría formar parte de ella.

-Desde 2013 vives en Gerona. ¿Qué es lo que más echas de menos de Huelva?
-Está claro que la tierra siempre llama. Sobre todo, cuando no se tienen días tan buenos. Entonces especialmente, se echa de menos a la familia y amigos, que siempre están ahí y que, aunque baje sólo un par de veces al año a casa, parece que por nosotros no pasa el tiempo.

Agradece el apoyo que siempre ha tenido de su familia y amigos. / En la imagen, en la presentación de un póster científico.
Agradece el apoyo que siempre ha tenido de su familia y amigos. / En la imagen, en la presentación de un póster científico.

-¿Algún mensaje final para terminar? 
-¡Moveos! Hay muchísimas oportunidades como ésta para estudiantes y nadie va a venir a buscaros. Además, me gustaría agradecer a la Fundación científica AECC por esta oportunidad que me han brindado y a todos los integrantes del Grupo de Ingeniería de Proteínas, en especial a Marc Ribó y Jéssica Castro, por tutorizarme. Acordarme también de mi familia y amigos, porque, como nos pasa a todos, sin ellos no seríamos quienes somos.



2 Responses to "El joven olontense Gerardo Ceada logra una reconocida beca para investigar la erradicación de las células tumorales del cáncer"

  1. Jesus   27 febrero 2018 at 3:52 pm

    Megusta

    Responder
  2. David   28 febrero 2018 at 6:53 pm

    ¿Camarero los fines de semana? Es un valiente de los pies a la cabeza. Lástima que el sistema no permita que este investigador se dedique a relajarse para rendir al 100% en la investigación. Ya podría la asociación contra el Cáncer hacer algo o interesarse por las necesidades económicas de Gerardo. Dicen que los grandes las pasan canutas para llegar, pero… ¿y si alguien les facilitara el camino, llegarían antes? Ahí lo dejo. Toda nuestra fuerza choquera para él. Ánimo y esperamos que siga creyendo en él. Necesitamos héroes que acaben con este terrible mal. Saludos

    Responder

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.