Mini

El Villalba FS, a salvar el honor onubense en la Tercera División de fútbol sala en su visita de este domingo a El Campillo

La 16ª jornada tuvo el anticipo el sábado de las dignas derrotas del CD Onuba en la cancha del Unión África Ceutí (6-5), y del Smurfit Kappa, en casa, con el líder, Virgili Cádiz (3-6).

El Villalba FS se juramenta para ganar este domingo en la cancha de El Campillo.
El Villalba FS se juramenta para ganar este domingo en la cancha de El Campillo.

S. D. Ganar este domingo a las 12:00 en La Luisiana (Sevilla) a El Campillo y salvar así el honor del fútbol sala onubense. Ese es el reto que tiene planteado el equipo villalbero en su compromiso de la 16ª jornada, que tuvo como anticipo negativo -aunque digno a tenor de cómo se desarrollaron los partidos- para los intereses de los equipos de Huelva, las derrotas del CD Onuba en la cancha del Unión África Ceutí (6-5), y del Smurfit Kappa, en casa, con el líder, Virgili Cádiz (3-6).

Ganar para no complicarse la vida en exceso, ese es el objetivo del Villalba FS es su partido de este domingo (12:00) en La Luisiana (Sevilla) con El Campillo. Y es que el cuadro que dirige Peri se ha acercado bastante a la zona de descenso, de la que sólo está separado por 4 puntos, y podría empezar a correr peligro si mantiene la mala racha que vive.

Y es que los precedentes no invitan al optimismo. Los números dicen que en las últimas 8 jornadas sólo ha ganado en una ocasión, empatando en otras dos, cosechando cinco derrotas. Por tal motivo en la actualidad es el 9º en la tabla, con 17 puntos, 4 por encima del descenso, de ahí la necesidad de sumar en esta jornada para poner algo de ventaja con respecto a esa zona de peligro, al tiempo que un triunfo significaría dejar muy tocado a su rival.




El Campillo, su oponente, con un triunfo y cinco partidos perdidos en las últimas seis jornadas, está ya al límite con el descenso. Los sevillanos figuran en la posición 11ª, aún fuera de esa zona de peligro, con 15 puntos, pero sólo dos por encima de él. La derrota con el Smurfit en el último choque, y además en casa, le ha complicado la vida, por lo que encaran este compromiso con la necesidad perentoria de sumar los tres puntos en litigio.

El CD Onuba Autoparts peleó en Ceuta, pero acabó perdiendo por la mínima.
El CD Onuba Autoparts peleó en Ceuta, pero acabó perdiendo por la mínima.

La jornada tuvo como anticipo los partidos del CD Onuba y el Smurfit Kappa. El primero en jugar fue el equipo capitalino, que protagonizó una reacción incompleta en su partido a domicilio ante el Unión África Ceutí (6-5). Los onubenses pagaron su falta de puntería, en especial en el primer tiempo, con una derrota que les deja una semana más en zona de descenso, aunque aún muy cerca de la permanencia.




El equipo de Alejandro Sánchez acudió a esta cita con la moral arriba después de ganar al Villalba FS (4-2) en la pasada jornada, y durante el primer tiempo evidenciaron sus ganas, pero estando poco certeros en el remate -salvo Iván Pinto, autor del gol onubense-, de ahí que al intervalo se llegara con un marcador de 3-1 en favor de los ceutíes.

En la continuación el CD Onuba estuvo más fino en el remate, pero al tener que jugar mucho tiempo arriesgando al ir por detrás en el marcador, el UA Ceutí también aprovechó esa coyuntura para, tras reducir en dos ocasiones Fercho (3-2 y 4-3), amplió su renta hasta un 6-3 a falta de cuatro minutos que fue imposible de revertir. Y eso que dos goles finales de Iván Pinto dieron emoción a los últimos compases del choque, en los que el CD Onuba peleó por un empate que no llegó.

Pese a intentarlo, el Smurfit Kappa cayó en casa con el líder Virgili Cádiz.
Pese a intentarlo, el Smurfit Kappa cayó en casa con el líder Virgili Cádiz.

También peleó, pero tampoco no pudo conseguir nada, el Smurfit Kappa, que perdió en casa con el líder Virgili Cádiz (3-6). Plantó cara eso sí el cuadro condal, pero al final el líder fue mucho líder y ganó en un partido jugado de poder a poder. En dicho encuentro los palmerinos evidenciaron muy buenas sensaciones, si bien el inicio fulgurante del cuadro de Cádiz, con un 0-3 a los diez minutos, complicó bastante la situación.

Y eso que el equipo de Jesús Martínez llegó al envite con la moral arriba después de haber sumado siete puntos, de los nueve posibles, en las tres últimas jornadas. Aún así, el inicio del choque fue desalentador, ya que el Virgili Cádiz quiso dejar claro pronto que su condición de líder no es casualidad. Tres goles, dos de Kike y otro de Felipe, pusieron el marcador muy cuesta arriba para un equipo palmerino que, poco a poco, le fue tomando el pulso al choque y llegó al intervalo con una desventaja mínima y esperanzadora (2-3), gracias a los goles de Alberto y de Moreno.

Tras el descanso el arranque fue trepidante, y al gol de Sito contestó casi a renglón seguido Cristófer, que siguió dando emoción al choque. Pero la última palabra no la había dicho aún el Virgili Cádiz que, con un tanto de Kike colocó un 3-5 que obligó a tomar riesgos al equipo de casa con portero-jugador. En esas los dos tuvieron opciones de marcar, pero fue más certero el líder que, en el último minuto, por mediación de Juan Alberto, estableció el definitivo 3-6, que para nada empaña el buen partido general del equipo condal.




Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.