La matrona Belén Colmena de Celis enseña a las onubenses los beneficios del ejercicio físico durante el embarazo

La enfermera especializada en Obstetricia y Ginecología dirige el programa solidario de preparación al parto en el agua que comienza este mes en la piscina del polideportivo Diego Lobato.

La matrona Belén Colmena de Celis.
La matrona Belén Colmena de Celis.

Ana Rodríguez. El embarazo en un estado de ilusión, pero también de preocupación y dudas. Qué dieta hay que seguir, qué hábitos hay que modificar, cómo se debe proceder en determinadas situaciones… son preguntas que las embarazadas se plantean habitualmente. Otra de estas cuestiones está relacionada con la práctica deportiva. ¿Es beneficioso para la madre y el feto realizar ejercicio físico? Pues a menos que la prescripción médica indique lo contrario, en circunstancias normales sí que lo es.

Muchos estudios científicos avalan esta teoría. “Antes se pensaba que había que guardar reposo. Ahora se ha descubierto que el sedentarismo en el periodo gestacional implica riesgos, como la posibilidad de padecer diabetes o hipertensión. Se creía que el bebé no crecería suficiente si hacíamos ejercicio, pero es al contrario, ya que éste mejora el flujo placentario y eso favorece el crecimiento del feto”, explica Belén Colmena de Celis, enfermera especialista en Obstetricia y Ginecología.

Estudios avalan que el ejercicio físico es beneficioso para las mujeres embarazadas.
Estudios avalan que el ejercicio físico es beneficioso para las mujeres embarazadas en circunstancias normales.

Belén es la matrona que estará al frente de una nueva actividad, en relación al embarazo y el deporte, que comienza el próximo lunes 15 de enero en la capital onubense. Se trata de un programa de preparación al parto, pionero en instalaciones municipales, que se va a impartir en la piscina del Polideportivo Diego Lobato. Durante el mismo, la profesional enseñará a las embarazadas onubenses el Método de Acondicionamiento Integral y Pélvico en el Agua para el Parto (AIPAP), creado por el enfermero Félix Jiménez Jaén, que facilita las posturas que favorecen el parto normal, reduce el estrés y ayuda a prevenir el sobrepeso y la diabetes gestacional.

La enfermera ha acudido a varias misiones humanitarias.
La enfermera ha acudido a varias misiones humanitarias.

Una iniciativa surgida de la inquietud profesional de Colmena, quien confiesa que, al principio, ser matrona no entraba en sus planes de vida. Natural de Madrid, donde estudió Enfermería, siempre se había dedicado al área de Emergencias.

Por este motivo, en 2008 ingresó en la Unidad Médica de Bomberos Unidos Sin Fronteras (BUSF), de la que ha sido coordinadora durante bastante tiempo. Con ellos ha acudido como apoyo sanitario a las grandes catástrofes de los últimos años: el terremoto de Perú en 2007, las inundaciones en la amazonia peruana en 2012, el tifón de Filipinas de 2013, el terremoto de Nepal de 2015… “Experiencias enriquecedoras que te cambian la visión de la enfermería y de la profesión sanitaria. Cuando vas a estos sitios de tanta necesidad y luego vienes aquí, que tenemos de todo y no lo valoramos, te hace plantearte muchas cosas”, valora Belén.

Fue coordinadora de la Unidad de BUSF.
Fue coordinadora de la Unidad Médica de BUSF varios años.

Hace ocho años, Belén se trasladó a Huelva, donde decidió quedarse por la calidad de vida. La difícil situación laboral la animó a prepararse el examen para acceso a la especialidad de Enfermería (EIR), y sus buenos resultados, a formarse finalmente como matrona en Sevilla.

Ahora está encantada con su especialidad, en la que desde el principio se centró en la preparación al parto, el cuidado del suelo pélvico postparto y el entrenamiento hipopresivo (trabajar la musculatura abdominal sin perjudicar el suelo pélvico).

Belén vive en Huelva desde hace ocho años.
Belén vive en Huelva desde hace ocho años.

Actualmente, Belén forma parte del Servicio de Ginecología y Obstetricia del Hospital Costa de la Luz y también, de manera ocasional, ejerce en el Hospital Juan Ramón Jiménez. Asimismo, puso en marcha Gestación Activa, su propio centro de electroestimulación y biofeedback para la recuperación de suelo pélvico, en el que cuenta con un equipo multidisciplinar.

Pero Colmena tenía la preocupación de que no todas las embarazadas pueden costearse prácticas deportivas adaptadas a sus necesidades especiales, como clases privadas de yoga y preparación física. Ello la movió a plantear al Ayuntamiento de Huelva la puesta en marcha de un curso de preparación al parto en el agua con el método Aipap, obteniendo por parte de la entidad pública una respuesta muy positiva. Como la matrona comenta, “al tratarse de una actividad beneficiosa para las mujeres, gustó mucho el proyecto en el Ayuntamiento y se han encargado de organizarlo todo y poder ofertarlo a las onubenses“.

Con el método Aipap se aumenta la elasticidad y se fortalece la musculatura que interviene en el parto.
Con el método Aipap aumenta la elasticidad y se fortalece la musculatura que interviene en el parto.

El curso se basa en un método creado por el matrón, diplomado en Educación Física, Félix Jiménez. Se trata de una actividad muy completa con la que se trabaja la musculatura de los tejidos que es necesario tener fuertes y elásticos a la hora del parto. Además, al realizarse en el agua, disminuye el riesgo de lesiones y el impacto del ejercicio, se trabajan posturas difíciles de realizar en el suelo y aumenta la capacidad cardiovascular.

Según explica la matrona, “en el parto se gastan 200 calorías extras por hora y preparar a la mujer para ese momento es importante a fin de tener un parto sin complicaciones. El método que vamos a utilizar, el Aipap, está muy extendido en España, hay más de 2.400 matronas formadas en nuestro país. Es un método contrastado. En un ensayo clínico con 240 mujeres, la mitad se preparó con el método Aipap y la otra mitad no. El 97% del primer grupo tuvo un parto sin complicaciones, mientras que el porcentaje en el otro grupo fue del 70%. Además se reducen las cesáreas en un 10% y hay un 8% menos de posibilidades de tener un parto instrumentado“.

Belén ha ayudado como sanitaria en varias catástrofes naturales.
Belén ha ayudado como sanitaria en varias catástrofes naturales.

El curso se compone de 10 sesiones -dos por semana con una duración cada una de 50 minutos- que se repiten cíclicamente. En cada sesión se trabaja un aspecto diferente: dos sirven para mejorar la capacidad aeróbica, otras dos para fortalecer los tejidos que intervienen en el parto, la quinta y sexta son para incrementar la elasticidad pélvica, en las dos penúltimas se aborda la coordinación respiratoria y las dos últimas sesiones sirven de repaso de los 120 ejercicios practicados en las clases anteriores.

Cualquier mujer embarazada puede inscribirse en el curso a través de la web www.matronatacionhuelva.com, aunque se propone especialmente para las que están de 20 semanas o más de gestación. Habrán de ser gestantes de bajo riesgo o de riesgo medio con autorización del obstetra para realizar actividad física.

Las mujeres intercambian experiencias durante las clases y resuelven sus dudas.
Las mujeres intercambian experiencias durante las clases y resuelven sus dudas.

Participar en una iniciativa de este tipo no sólo mejora la forma física de las futuras mamás, aliviando molestias típicas como dolores de espalda y ciática, sino que también les sirve para entrar en contacto con otras mujeres que se encuentran en su misma situación y compartir experiencias. Como comenta Belén Colmena: “en las clases se resuelven muchas dudas, porque estás haciendo la actividad con una matrona y las embarazadas aprovechan para preguntar sus dudas y miedos”. 

Matronatación.
El curso de matronatación comienza en enero.

Por último, cabe destacar que un porcentaje del precio del curso, que asciende a 30 euros, se destinará a los proyectos que la Unidad Médica de Bomberos Unidos Sin Fronteras desarrolla en diferentes países del mundo. “Yo pertenezco a esta Unidad desde hace años. Desde que soy matrona estaba más desvinculada y quería ayudar, de alguna manera, a la sostenibilidad de la organización”, explica Colmena. Así, todas las embarazadas que se apunten a la actividad sabrán que parte de su matrícula servirá para ayudar en casos de emergencia y cooperación para el desarrollo.

Las inscripciones pueden realizarse a través de Internet.
Las inscripciones al curso pueden realizarse a través de Internet.

A las clases de preparación al parto en la piscina del Diego Lobato ya se han apuntado muchas embarazadas onubenses que buscan en el ejercicio físico mejorar tanto su situación actual como estar listas para el crucial momento que está por venir. La acogida está siendo tan positiva que ya se plantean organizar varios grupos con diferentes horarios para dar cobertura a la demanda recibida. Inicialmente, será los lunes y miércoles de 10.00 a 11.00 y de 11.00 a 12.00 horas.

Estas mujeres encontrarán en las instalaciones municipales a toda una profesional que las ayudará a tener el mejor de los partos. Con Belén Colmena estarán en buenas manos.



Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.