Arboreto El Villar de Bonares, un laboratorio natural que cuenta con la mayor colección de eucaliptos de Europa

Ideado en la década de los cincuenta por el botánico Gaspar de la Lama, este centro dedicado a la investigación se puso en funcionamiento en los años setenta. Un espacio todavía bastante desconocido en España, a pesar de que cuenta con más de 90 variedades vivas de esta especie arbórea. En la actualidad, puede visitarse en una bonita ruta de senderismo.

Arboreto del Villar, un lugar único en Europa. / Foto: Junta de Andalucía.
Arboreto El Villar, un lugar único en Europa. / Foto: Junta de Andalucía.

Mari Paz Díaz. Con una extensión de 70 hectáreas, Arboreto El Villar es un laboratorio natural situado en Bonares, que cuenta con la mayor colección viva de eucaliptos de Europa. Un espacio más que conocido en la zona del Condado de Huelva, que hoy hemos querido visitar para recordar la importancia y singularidad de espacio, que pone de manifiesto una vez más la riqueza natural de la provincia de Huelva, dado que se trata de un rincón único en el continente europeo. Y es que, a pesar de sus atractivas características, todavía sigue siendo bastante desconocido en España.

Nació con la presencia de unas 70 variedades. / Foto: Junta de Andalucía.
Nació con la presencia de unas 70 variedades. / Foto: Junta de Andalucía.

Se trata de una plantación que nacía en los años cincuenta en un terreno de repoblación forestal bajo el impulso del botánico Gaspar de la Lama, si bien, no entró en funcionamiento hasta la década de los setenta, cuando contaba con unas 70 variedades de eucalipto. La finca estaba distribuida en unas 80 parcelas. Al parecer, la parcela más antigua fue plantada en el año 1955 por Manuel Martín Bolaños.

Su objetivo no era otro que la investigación.
Su objetivo no era otro que la investigación.

Su objetivo siempre fue la experimentación e investigación sobre la utilidad de estos árboles, dado su rápido crecimiento, que podrían usarse, por ejemplo, con fines madereros, industriales -sobre todo para la fabricación de celulosa de papel-, desecación de lagunas o como plantas ornamentales. Hay que entender que todo ello se producía en un contexto en el que el país se encontraba necesitado de nuevas materias primas, tras la carestía de la Guerra Civil española.




La primera finca de eucalipto diseñada como arboreto estuvo situada en San Bartolomé de la Torrre. / Foto: Uhu.es
La primera finca de eucalipto diseñada como arboreto en Huelva estuvo situada en San Bartolomé de la Torre. / Foto: Uhu.es

También debemos tener en cuenta que el eucalipto ya se conocía anteriormente en Huelva, puesto que había sido introducido a finales del siglo XIX por las empresas mineras, que utilizaron su madera para la construcción de las vigas en las minas y en las líneas de ferrocarril. Aunque, la primera vez que se pone en marcha una plantación de eucalipto para su investigación, es decir, como arboreto, fue a principios del siglo XX en una finca situada en San Bartolomé de la Torre. Fue el arboreto conocido como ‘Sierra Cabello’, una iniciativa del emprendedor José Duclós, que trajo las semillas desde Australia. 

Imagen del Acebuche (Doñana), donde hubo otro centro dedicado al estudio del eucalipto. / Foto: noticias.eltiempo.es
Imagen de El Acebuche (Doñana), donde hubo otro centro dedicado al estudio del eucalipto. / Foto: noticias.eltiempo.es

Es más, aunque el eucalipto es una especie arbórea con muy mala prensa, la provincia de Huelva llegó a contar con otros tres centros de investigación sobre esta especie arbórea, que estuvieron en El Acebuche, los Cabezudos y del Loro, nacidos en su mayoría al amparo del Plan Nacional de Repoblaciones Forestales de 1940. Sin embargo, con el tiempo, todos dejaron de funcionar, quedando sólo El Villar, que en el año 2000 fue acondicionado como arboreto, es decir, como un jardín botánico en el que hay una colección de árboles vivos para estudiarlos científicamente. Una decisión tomada por ser un valioso recurso histórico y botánico.




Hay un sendero de seis kilómetros que recorre las diferentes parcelas. / Foto: bonares.es
Hay un sendero de seis kilómetros que recorre las diferentes parcelas. / Foto: bonares.es

En la actualidad, Arboreto El Villar acoge a más de 90 especies de eucaliptos, un espacio que puede ser visitado al organizarse en la zona jornadas de senderismo. En concreto, está ubicado en el suroeste del término municipal bonariego, a unos 10 kilómetros del núcleo urbano de Bonares. De hecho, hay un sendero diseñado de seis kilómetros, que recorre las diferentes parcelas. 

Hacer senderismo en la zona puede ser una buena opción. / Foto: Junta de Andalucía.
Hacer senderismo en la zona puede ser una buena opción. / Foto: Junta de Andalucía.

A lo largo de este sendero, tal y como recoge el Ayuntamiento de Bonares, “el visitante queda cautivado por el aroma a limón de E. citridora, las flores púrpuras de E. sideroxylon o el tronco de E. cinerea. (…) Paseando por el arboreto podremos disfrutar del contraste paisajístico del bosque mediterráneo y del “bosque de eucaliptos” creado, además del canto de una variada avifauna, como el ruiseñor común y bastardo, la curruca capirotada o el zarcero común, entre otros”.

Un lugar único, reflejo de la historia de Huelva. / Foto: Junta de Andalucía.
Un lugar único, reflejo de la historia de Huelva. / Foto: Junta de Andalucía.

En definitiva, el Arboreto El Villar de Bonares es un lugar único en España y en Europa que, nos guste más o menos, es un reflejo de la historia medioambiental y económica más reciente de la provincia de Huelva. Un espacio que ha sabido adaptarse a las nuevas realidades sin perder su singularidad. Recordar su importancia era una tarea necesaria.




One Response to "Arboreto El Villar de Bonares, un laboratorio natural que cuenta con la mayor colección de eucaliptos de Europa"

  1. Juan B. Fdez.   29 septiembre 2017 at 9:46 am

    El Villar, siempre fue una zona de litigio de pastos, situado en una zona cercana a la confluencia de los términos de Rociana, Bonares y Lucena; perteneció a Rociana hasta la última delimitación de términos municipales, y actualmente pertenece al término municipal de Bonares. D. Gaspar de la Lama no fue botánico, era Ingeniero de Montes, y desempeño el cargo de Ingeniero Jefe de la Brigada del Patrimonio Forestal del Estado en Huelva-Sevilla (5ª División Hidrológica Forestal), había recibido la misión de plantar toda la franja costera desde Huelva a Sanlúcar, para el aprovechamiento forestal, esto no se llegó a producir por la creación de la Estación Biológica de Doñana, impulsada por José A. Valverde, dos posturas encontradas: protección del medio frente a explotación forestal intensiva. En 1953 el Patrimonio Forestal había ocupado 31.000 Ha. plantando 10 millones de eucaliptos y 45 millones de pinos. El Villar fue un experimento para ver cómo se adaptaban ciertas especies de eucaliptos al terreno y ver la posibilidad de su aplicación comercial.

    Responder

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.