El agua como motor de vida

Con motivo del Día Mundial del Agua, desde la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio ensalzan el valor de este recurso natural.

El 22 de marzo se celebra el Día Mundial del Agua. En la imagen, el Paraje Natural Marismas del Odiel, declarado Reserva de la Biosfera.
El 22 de marzo se celebra el Día Mundial del Agua. En la imagen, el Paraje Natural Marismas del Odiel, declarado Reserva de la Biosfera.

El agua es el elemento principal de la vida, y conmemorar el Día Mundial del Agua siempre es positivo, porque durante un día, medios de comunicación, administraciones públicas, centros educativos, e instituciones de toda índole ponen el foco en la necesidad de gestionar y mantener nuestras aguas en las mejores condiciones posibles, y esto es importante. Desde la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio entendemos que éste es un día para la concienciación y para el análisis; pero hemos de ser conscientes de que trabajar por el agua, por el consumo responsable, por administrarla de manera solidaria y eficaz; no es tarea de un solo día, sino de todo el año; y sobre todo, de aplicar una política de planificación a corto, medio y largo plazo que garantice tanto el suministro, como su devolución a nuestro entorno en condiciones óptimas. Nuestra política hidráulica, más allá de la visión econonomicista, priorizará siempre la gestión del agua como un recurso público generador de derechos. Un recurso al servicio la vertebración social y el equilibrio territorial. Y aquí hemos dado un paso al frente con el Reglamento del Ciclo Integral del Agua que estamos trabajando, y que garantizará,. Entre otros derechos, el suministro mínimo vital.

Parque Nacional de Doñana.
Parque Nacional de Doñana.

Agua y Cambio Climático. Hace escasos días hemos visto cómo en nuestro propio país aparecía en los medios de comunicación la noticia de los primeros desplazados por el cambio climático. Concretamente en una comarca de la región de Murcia afectada por la desertización. El agua es uno de los principales termómetros de las consecuencias negativas del cambio climático; y precisamente la Junta de Andalucía es una administración pionera en este trabajo, no en vano, en el año 2002 aprobó la Estrategia Andaluza ante el Cambio Climático y ahora prepara una Ley Andaluza para hacer frente a este desafío. Andalucía lidera el combate del cambio climático en España y es una referencia internacional en este empeño.

El cambio climático acentúa los tres problemas fundamentales que tiene el agua en Andalucía: calidad, fenómenos extremos y cantidad. El agua será una de las áreas estratégicas de la futura Ley de Cambio Climático para que la gestión adaptativa nos permita minimizar el impacto del cambio climático en la gestión del agua en nuestra comunidad.


El embalse del Chanza es uno de los de mayor capacidad de la provincia. / FOTO: www.panageos.es.
El embalse del Chanza es uno de los de mayor capacidad de la provincia. / FOTO: www.panageos.es.

De ahí que las claves que nos pueden permitir observar el horizonte con esperanza u optimismo se construyen desde la planificación.  Vivimos en una región cuyos rasgos más definitorios son las cíclicas sequías y una notable irregularidad en la distribución interanual de las precipitaciones. Y si algo hacemos bien en Andalucía es convertir ciertas debilidades en fortalezas. La Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, donde actualmente residen las competencias autonómicas en materia de agua, realiza la gestión directa de tres Demarcaciones Hidrográficas: Cuencas Mediterráneas Andaluzas, Guadalete-Barbate y Tinto-Odiel-Piedras. Todas ellas muy diversas entre si en aspectos geográficos, territoriales, ambientales, económicos e hidrológicos.

La planificación como herramienta. La nueva planificación hidrológica actualizada, con un horizonte temporal hasta 2021 y una inversión prevista de más de 1.400 millones de euros, permitirá continuar con los proyectos para mejorar los recursos hídricos disponibles, racionalizar su consumo y ajustarlos a las futuras demandas. Asimismo, se dará prioridad al cumplimiento de los objetivos medioambientales, especialmente en materia de depuración, tal y como establece la Directiva Marco de Agua de la Unión Europea y la Ley de Aguas de Andalucía. La Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, donde actualmente residen las competencias autonómicas en materia de agua, realiza la gestión directa de tres Demarcaciones Hidrográficas: Cuencas Mediterráneas Andaluzas, Guadalete-Barbate y Tinto-Odiel-Piedras. Todas ellas muy diversas entre si en aspectos geográficos, territoriales, ambientales, económicos e hidrológicos.


Tenemos que compatibilizar la protección de este recurso para su disponibilidad futura, y su puesta a disposición en cantidad, calidad y oportunidad para sus diferentes usos. Todo eso siempre, por otro lado, bajo un doble prisma: el de la eficiencia y el de la sostenibilidad.

Nos encontramos en un momento de constante ordenación de los regadíos.
Nos encontramos en un momento de constante ordenación de los regadíos.

Sostenibilidad de la agricultura de regadío. Nos encontramos en un momento de constante ordenación de  los regadíos, especialmente de los que afectan al acuífero 27 de Doñana. El Decreto que regula el Plan de Ordenación de los Regadíos al Norte de la Corona Forestal de Doñana es el instrumento estratégico que inspira una línea de acción basada en la optimización de los recursos, la recuperación de las masas de agua y la ordenación de los usos especialmente agrícolas de la zona, incluyendo acciones que están suponiendo el cierre de pozos y la recuperación de espacios agrícolas a forestales.

Se están reduciendo las extracciones de agua mediante diferentes acciones como la liberación de derechos existentes, el trasvase del Condado o la ordenación de los recursos disponibles.

En octubre del pasado año se clausuraron 41 pozos en la cuenca Tinto, Odiel, Piedras, que afectaban al acuífero 27, y que dejarán de extraer 900.000 metro cúbicos anuales.

También destacamos el rescate de derechos de aguas subterráneas, como los 6,8 hm³ de Los Mimbrales, liberando de la posible presión al acuífero. Por tanto, se están poniendo en marcha actuaciones que el propio Plan contempla, con 65 millones presupuestados en el plazo de 15 años, para una superficie de cerca de 65.000 Ha de las que 9.340 son susceptibles de ser consideradas como regables.

A fecha de hoy todas las comunidades de regantes de la Demarcación del Tinto, Odiel y Piedras en Huelva desempeñan un extraordinario papel como interlocutores con las administraciones. La Plataforma en Defensa de los Regadíos lleva años pidiendo el trasvase de 15 hectómetros cúbicos para regadíos en el Condado de Huelva, y para ello es imprescindible que el Estado acometa las infraestructuras necesarias para hacer realidad este trasvase que salvará la agricultura onubense y preservará definitivamente los recursos hídricos de la Corona Norte de Doñana.

Desde la Consejería actuamos con firmeza por la conservación de un recurso como el agua y siempre tenemos en cuenta los aspectos ambientales. Sólo se aumenta la oferta si se encuentran recursos que contribuyan a un desarrollo equilibrado y armónico o, lo que es lo mismo, sostenible. Porque todas las políticas de sostenibilidad que emprendemos, tienen un pilar ineludible, que es el mantenimiento de los recursos naturales. De ahí que la sostenibilidad del regadío la abordemos desde un total respeto al espacio natural y a la gestión hídrica de los recursos subterráneos.

El Gobierno andaluz quiere avanzar hacia una economía circular del agua plena.
El Gobierno andaluz pretende avanzar hacia una economía circular del agua plena.

Agua y tecnología. Economía circular del agua. La investigación, el desarrollo y la innovación so tres elementos imprescindibles que nos han de ayudar a subsanar deficiencias en relación al uso del agua. En este sentido es fundamental seguir avanzando en el desarrollo de tecnologías de regeneración, lo que permite calidades adecuadas del recurso a unos costes asumibles.

En esta línea hay que destacar que desde hace más de 25 años la Junta de Andalucía impulsa el Centro de las Nuevas Tecnologías del Agua, que desde su sede, ubicada en la provincia de Sevilla, en Carrión de los Céspedes, proyecta Andalucía en toda Europa y en Latinoamérica, ya que constituye todo un referente internacional en la I+D+i en materia de agua.       

Desde la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio entendemos que la economía circular andaluza debe hacer también de las políticas relacionadas con la gestión de los recursos hídricos uno de sus elementos centrales y de sus factores de crecimiento.

El Gobierno andaluz quiere avanzar hacia una economía circular del agua plena. Para ello, tendremos que aplicar un enfoque de nuestras políticas integrado, transversal, incorporándolo a todos los ámbitos de la planificación, y superando acciones sectoriales, puntuales o desconectadas entre sí.

Y cuando hablamos de economía circular del agua, estamos hablando de desalación y de reutilización, de tratar nuestras aguas residuales y regenerarlas para darles un nuevo uso. No hay mayor reflejo de lo que supone la economía circular en esencia que el propio ciclo integral del agua,  que se inicia detrayendo un recurso que nos brinda el planeta y finaliza cuando se devuelve al medio natural en condiciones óptimas.

Para alcanzar el tránsito hacia un modelo de economía circular, es evidente que será necesario impulsar nueva normativa, y ya estamos en ello. Serán necesarias nuevas tecnologías, nuevos modelos y servicios empresariales, así como un cambio integral en los patrones de comportamiento tanto de los productores como de los consumidores.

Un momento de la presentanción en Huelva del proyecto de la Estación Depuradora de Aguas Residuales de la Cuenca Minera.
Un momento de la presentanción en Huelva del proyecto de la Estación Depuradora de Aguas Residuales de la Cuenca Minera.

Depuración de las aguas residuales. La Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio prosigue con su firme decisión de devolver a los cauces las aguas tratadas de las poblaciones andaluzas. Una decisión con la que pretendemos recuperar los arroyos y los ríos de nuestra tierra al tiempo que cumplimos con la normativa de la Unión Europea.

Hace unos días presentamos en Huelva el proyecto de la Estación Depuradora de Aguas Residuales de la Cuenca Minera junto a su agrupación de vertidos a los que destinaremos más de 18 millones de euros. La inversión, dentro del proceso de culminación del saneamiento de las aguas residuales en la provincia de Huelva, se añade a otros proyectos actualmente en ejecución. Entre ellos destacan la ampliación de las depuradoras de La Antilla (24 millones de euros) y Aroche (3,3 millones) y la EDAR y sistema de concentración de vertidos de Berrocal (2,58 millones).

En los últimos cinco años, en desarrollo de las infraestructuras saneamiento y depuración declaradas de Interés de la Comunidad, la Junta ha invertido ya más de 271 millones, (el 47% con Fondos Europeos del marco anterior y el 53% con fondos del Canon de depuración) y tiene inversiones comprometidas por un importe de 128 millones de euros con cargo al canon de depuración.

A  todo, ello hay que añadir un nuevo paquete de inversiones que se va a iniciar de manera inminente y que suma un total de casi 74 M€ , destinados a 12 obras y a la redacción de 10 proyectos. El resto de inversiones que se desarrollarán en Sevilla (4 actuaciones) Córdoba (3) Jaén (3) y Granada (1). 

Los trabajos que se han venido realizando a lo largo de estos últimos años, han tenido como resultado que el 88% de la población andaluza cuente con infraestructuras de depuración.  Es objetivo de la Junta redoblar los esfuerzos e impulsar las obras necesarias para dotar de infraestructuras adecuadas a aquellas poblaciones que aún carecen de ellas, así como para adecuar las existentes que resulten insuficientes o inadecuadas.

Pero si bien la Junta está cumpliendo con sus políticas de depuración, no podemos decir lo mismo del Gobierno central. El Ministerio de Agricultura, Pesca, Alimentación y Medio Ambiente tiene pendiente acometer en Andalucía obras de depuración declaradas de interés general del estado por un importe de casi 300 M€. Así, casi 100.000 andaluces vierten sus aguas residuales sin tratamiento por la falta de inversión del Estado, como es el caso de Gerena, Barbate y otros municipios de La Janda o los municipios de la Costa del Sol.

Igualmente, el Estado debe actuar sobre infraestructuras existentes para su adecuación a la normativa ambiental europea. Como resultado de la falta de inversión del Estado, un millón de andaluces incumplen la directiva 91/271 relativa al tratamiento de las Aguas Residuales Urbanas. Esperamos que esta situación se desbloquee y el Ejecutivo cumpla con su compromiso con los andaluces en materia de depuración.

Conciencia ciudadana. Desde la Consejería entendemos que cada día los ciudadanos tienen mayor conciencia de la necesidad de usar un recurso finito e imprescindible como el agua de manera adecuada. Y en la nueva cultura del agua, la infancia desempeña un papel imprescindible, porque es desde ahí, desde edades tempranas, desde donde mejor se imprime la huella de la responsabilidad. Son muchas las campañas que sobre el uso sostenible y racional del agua pone en marcha la Junta de Andalucía a través de la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio. Pero no nos conformamos, y en este sentido somos extremadamente ambiciosos y o bien impulsamos, o colaboramos con organismos de suministro para intentar que no desperdiciemos ni una gota de agua.

La capital onubense acogerá en el mes de mayo un Congreso Internacional sobre Cambio Climático.
La capital onubense acogerá en el mes de mayo un Congreso Internacional sobre Cambio Climático.

SOCC Huelva 2017. Tras el éxito de la Cumbre de París, donde se promulgó el primer documento vinculante de lucha contra el cambio climático, necesitamos abordar el camino de las soluciones, de ahí que tanto las instituciones, como las empresas colaboradoras, hayamos decidido llevar a cabo en Huelva un Congreso Internacional sobre Cambio Climático. Un congreso que nace con la vocación y el convencimiento de que todos somos parte de la solución al problema del cambio climático. Impulsado por la Consjería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio en colaboración con la Diputación provincial y el Ayuntamiento de Huelva, la capital onubense acogerá este congreso del 10 al 12 de mayo bajo el epígrafe Soluciones al Cambio Climático (SOCC).

Pretendemos un Congreso de primer nivel. Con especialistas de talla internacional, con más de 50 ponentes y 500 participantes, más de 20 ponencias y mesas redondas, más de 30 expositores que mostrarán sus trabajos y el resultado de su talento por desarrollar actividades respetuosas con el medio ambiente. El Cambio Climático se va a analizar desde distintos puntos de vista: la ética; las religiones, la educación, el género; la psicolgía, la gobernanza, los refugiados climáticos, el crecimiento económico, la empresa, la transición energética, la ciudad, la comunicación, la agricultura, el turismo, agua o el consumo, entre otras materias. Será una cita indispensable para todas aquellas personas interesadas por el medio ambiente y por aplicar soluciones a los problemas.



Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.