Antonio Toledo mira ya hacia el futuro pero confiesa que “el punto ante el Granadilla nos sabe a poco”

El técnico del Fundación Cajasol Sporting reconoció de todos modos que “no hicimos un buen partido”.

Antonio Toledo, entrenador del Sporting, dando consignas a su jugadora.
Antonio Toledo, entrenador del Sporting, dando consignas a su jugadora.

S. D. Sincero Antonio Toledo, entrenador del Fundación Cajasol Sporting, en su valoración del partido que disputó su equipo este domingo ante el Granadilla, reconociendo que “no hicimos un buen partido”, si bien también confesó que “el punto nos supo a poco”.

Toledo señaló que esperaba “ganar”, comentando que “no es que hayamos hecho un buen partido porque con la temperatura, el campo estaba muy seco y sin regar lo cual hacía muy difícil controlar el balón; pero es un punto que nos sabe a poco”. Para el UDG Tenerife es un resultado muy positivo. En cambio, para el Fundación Cajasol Sporting es un resultado que complica mucho las cosas. Respecto al conjunto canario, señaló que “es uno de los equipos que en los últimos años ha ido escalando más, en parte porque ha juntado un grupo de jugadoras bastante interesante”.

Otra cuestión por la que se le cuestionó al técnico del Sporting es por la mala suerte con las decisiones arbitrales que persigue al equipo. En este caso fue otro gol anulado. Sobre esta jugada, el técnico onubense se abstuvo de emitir un juicio porque “desde el banquillo me coge un poco lejos”.

Aunque sí habló de una jugada posterior, en la que las protestas onubenses se debieron a una caída de Anita en el área, en la que “me dio la impresión que había sido un clarísimo penalti. Últimamente no estamos teniendo suerte con los árbitros, lo de la semana pasada en Valencia fue de escándalo y ahora, esa jugada pudo haber sido decisiva”, apuntó un decepcionado Antonio Toledo.

Fue un partido muy igualado, de pocos goles, tal y como se esperaba, pero “estamos fallando en lo que siempre ha sido nuestro fuerte, el equipo a balón parado está fatal”, señaló el entrenador.

Para esta jornada el equipo blanquiazul pudo contar con Sandra Castelló después de estar dos meses alejada de los terrenos de juego. En líneas generales Castelló se sintió bien, “con muchas ganas y lista para aportar lo máximo al equipo”.

Por su parte Laura Rus continúa con su lenta recuperación, pero ya el equipo va “contando con más efectivos, aunque ahora se están acumulando muchas tarjetas de las jugadoras de atrás y hay algunas al filo de cumplir un partido de sanción”, afirmó Toledo.

Este próximo domingo, 26 de marzo, el Fundación Cajasol Sporting se va a enfrentar al Barcelona, “un partido muy difícil, como lo será después la Real Sociedad, en otro duelo como el del UDG Tenerife, a cara o cruz”, señaló Antonio Toledo.



Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.