En honor de Martínez Navarro

Tan brillante como merecido fue el homenaje que en la noche del viernes se tributó al historiador onubo-melillense Antonio José Martínez Navarro en la Peña Cultural Flamenca “La Orden”.

La Peña Cultural Flamenca “La Orden” rinde homenaje a Martínez Navarro.
La Peña Cultural Flamenca “La Orden” rinde homenaje a Martínez Navarro.

Redacción. El acto comenzó, a las diez de la noche, con unas breves palabras de Juan Sanz, hijo del cantaor flamenco Pepe Sanz, quien resaltó la excelente trayectoria del homenajeado. Comenzó Antonio José mostrándose agradecido con la Peña a la que se acercaba como si lo hiciese a su casa.

Continuó un breve bosquejo biográfico del famoso cantaor Manuel Lima Palma “El Cañitas”, sobre el cual voló su pluma como briznas de oro con el vértigo de la inspiración, haciendo sentir a los asistentes el hondo escalofrío de la vida del cantaor con su prosa exacta, ágil y fuerte.

El historiador, acompañado por amigos en una velada que fue muy especial para el onubense.
El historiador, acompañado por amigos en una velada que fue muy especial para el onubense.

Prosiguió con la lectura de las relaciones del poeta Luis Cernuda, en agosto de 1934, con la Casa de la Colina, sita en la actual barriada de La Orden y actual sede de la Peña anteriormente citada. Puso colofón a este trabajo con una veintena de cuartetos alusivos al tema, suaves y como cortados como balbuceo de un ansía nueva, volviendo a recordar las voces del pasado: el ambiente que vivió Luis Cernuda en el Conquero bucólico e incomparable de la II República española.


Finalizó el historiador su intervención con unos versos a la muerte de un novillero onubense en los que volvieron a sonar las voces del pasado: rumor de suertes taurómacas, rápidos y elegantes trotes del caballo del picador y la inconsolable pena en que quedó sumida la ciudad de Huelva en 1930 con la muerte del valiente muchacho en el anillo de Écija.

Debemos añadir que durante la intervención de Martínez Navarro éste fue acompañado por el guitarrista de la Peña Joaquín Pérez Serrano “El Duque” que lo hizo por soleá y otros palos..


Detalle de la pintura realizada por el artista José Ángel Martínez Rodríguez.
Detalle de la pintura realizada por el artista José Ángel Martínez Rodríguez.

Una vez terminada la lectura se brindó el escritor a responder a las preguntas que se les hicieran sobre la Historia de Huelva. Fueron varias y todos los allí congregados testimoniaron a Martínez Navarro la admiración que como historiador les inspiraba y el cariño y la simpatía que el festejado ha sabido granjearse con su modestia y la colaboración que, en diversas ocasiones, ha tenido con la Peña Flamenca La Orden.

En este punto, el historiador cedió al Sr. Regino, presidente de la Peña, una pintura, realizada por el artista José Ángel Martínez Rodríguez, en cuya composición –explicó el propio José Ángel- se observa la fachada y el anagrama de la Peña, al historiador Antonio José Martínez Navarro y al poeta Luis Cernuda.

Martínez Navarro durante su intervención en el acto.
Martínez Navarro durante su intervención en el acto.

Se cerró la noche por fandangos relacionados a la estancia en Huelva y al contacto de Luis Cernuda con la Casa de la Colina o sede de la Peña, interpretándolos Helga y Carmen Molina, acompañadas del indicado guitarrista. La última de las cantaoras citadas le dedicó un fandango a Antonio José que decía y dice:

Eres nube de Melilla

Y ladera del Conquero

Eres nube de Melilla

Y un corazón muy choquero

Del verso en una quintilla

Y un alma puro y sincero”.

La letra de los fandangos, creada esa misma noche, llevaba la firma de José Manuel Castro “Azuquita”, socio de la indicada Peña, y en el brindis se decía: “Dedicado a Antonio José Martínez Navarro con cariño”.

En definitiva, una noche que dejó en todos un recuerdo amable e indeleble.



One Response to "En honor de Martínez Navarro"

  1. Luisa   17 febrero 2018 at 8:01 pm

    Me encanta……..es muy merecido.

    Responder

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.