El geógrafo de la UHU Jurado Almonte nos habla sobre el turismo accesible y sus potencialidades de desarrollo en Huelva

Dotar a nuestra provincia de ofertas para el colectivo con algún tipo de discapacidad supondría, según este experto, un avance social y económico al fomentar una nueva forma de disfrute para un sector que en Europa supone unos 60 millones de personas, hecho que se desarrolla en un libro en el que él participa.

El doctor y profesor de Análisis Geográfico de la UHU, José Manuel Jurado Almonte.
El doctor y profesor de Análisis Geográfico de la UHU, José Manuel Jurado Almonte.

Elisabeth Méndez. Ofrecer servicios turísticos a un amplio segmento social de personas con algún tipo de discapacidad es una tarea pendiente en nuestra provincia y que, según algunos expertos en la materia, supondría un estímulo económico y social, atrayendo hasta Huelva a un colectivo muy numeroso en Europa, además de deseoso de hacer un turismo accesible acorde con sus capacidades.

Según explica a este periódico el doctor y profesor titular de Análisis Geográfico Regional en la Universidad de Huelva, José Manuel Jurado Almonte, “no hay que confundir turismo accesible con accesibilidad turística, pues el primero es un concepto más amplio que abarca al segundo, y se refiere sobre todo a mayores recursos técnicos para aumentar la accesibilidad, al trato profesional hacia la discapacidad, y a la especialización y a los servicios que las empresas turísticas prestan a este colectivo social”.

Portada del libro de Turismo Accesible, de Jurado Almonte y Fernández Tristancho.
Portada del libro de Turismo Accesible, de Jurado Almonte y Fernández Tristancho.

Para este geógrafo, quien ha publicado recientemente un libro sobre ‘Experiencias en turismo accesible en Andalucía y Portugal. Especial atención al ámbito Alentejo-Algarve-provincia de Huelva’, en el que también colabora el técnico en Redacción y Proyectos del Grupo TMS Medi, Antonio Fernández Tristancho, manifiesta que el turismo accesible “es un novedoso modelo o tipología turística que especialmente se vuelca en prestar servicios a un amplísimo segmento social de personas con algún tipo de discapacidad locomotriz y sensorial”, aclarando que no debe confundirse con “el turismo social que por ejemplo practica el Imserso, ya que el primero abarca a un público potencialmente turístico más amplio, para todas las edades, a los que hay que sumar a sus familiares. En la Unión Europea supone casi 60 millones de personas, y va en aumento”.

En este sentido, este experto manifiesta que nuestra provincia, por su localización y sus atractivos geográficos, es un territorio exquisito para el desarrollo de este tipo de turismo que aun está sin explotar, incidiendo en que “equipamientos turísticos y públicos que han mejorado la accesibilidad son muchos, pero el turismo accesible es mucho más que incorporar una obligada rampa en un edificio hotelero o de restauración. Haría falta un plus de recursos técnicos, una formación profesional acerca del trato hacia la discapacidad y que la empresa turística esté en las redes que ofertan turismo accesible, y que estos servicios que prestan estén certificados”. Respecto a esto último, Jurado añade que “estamos hablando que a un golpe de ratón (Internet) el colectivo con discapacidad puede elegir equipamientos y destinos turísticos que hayan reforzado sus prestaciones técnicas y profesionales en favor de la accesibilidad frente a otros, digamos, convencionales”.

Este especialista considera que en Huelva aun queda mucho camino por andar en turismo accesible.
Este especialista considera que en Huelva aun queda mucho camino por andar en turismo accesible.

Para el necesario desarrollo de este tipo de turismo que “brindaría a nuestra provincia enormes posibilidades de desarrollo”,este profesor de la UHU esclarece que “la clave es cambiar la proyección empresarial, volcándose también hacia una potencial clientela que busca por encima de todo la accesibilidad turística allí donde duerme, come, visita y transita. Pero existe, según él, el inconveniente del “desconocimiento generalizado en empresarios y en autoridades locales” sobre el mismo..

A este respecto, Jurado Almonte considera que el turismo accesible apenas es incipiente en Huelva. “En lo que se refiere a la accesibilidad, las playas onubenses han mejorado algo. Esto es destacable porque no es lo mismo una simple playa que una playa accesible. Pero ejemplos de un verdadero turismo accesible hay muy pocos”. En cuanto a hoteles, según nos da a conocer, algunos ejemplos existentes se ubicarían “en el hotel Confortel en Islantilla y el hotel Sierra Luz en Cortegana. En el resto de los equipamientos hoteleros y de restauración se han hecho avances en lo que concierne a la accesibilidad, pero más que nada por obligación normativa”. Ahora bien, según  asegura, fuera de aquí hay numerosos ejemplos de empresas hoteleras y de restauración que venden el turismo accesible, además de centros históricos y equipamientos públicos con mejoras técnicas en su accesibilidad, y que se publicitan en el mundo entero a través de Internet.

En el libro se recoge además el turismo accesible en Andalucía y Portugal.
En el libro se recoge además el turismo accesible en Andalucía y Portugal.

Esta cuestión es la que le ha llevado, junto a Antonio Fernández, a profundizar en el tema a través del libro ‘Experiencias en turismo accesible en Andalucía y Portugal. Especial atención al ámbito Alentejo – Algarve – provincia de Huelva’. A través de él, ofrecen la posibilidad de encontrar un mayor y mejor conocimiento de lo que es el turismo accesible; un análisis de algunas experiencias, un diagnóstico y unas propuestas para mejorar esta modalidad.

El objetivo de su participación en el mismo es, según nos esclarece Jurado Almonte, “que algo de lo que se diga en el libro pueda servir de forma positiva a nuestro tejido empresarial, social e institucional. Me conformo con que algunos alcaldes, concejales y empresarios del turismo lo lean y saquen algo de provecho a favor de ellos y de todos”.

Además de las referencias a nuestra provincia y lo que supondría en la misma el desarrollo del turismo accesible, en la publicación se habla también de otros ámbitos. “A través de él analizamos la situación de Huelva y Andalucía, muy parecida, y la de Portugal, que está más desarrollada, y no es casualidad”, apunta Jurado.

El libro se puede adquirir en el servicio de publicaciones de la Universidad de Huelva o través de Internet en diversas librerías que tienen concierto con la entidad académica.

 

...


Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.