Cartaya da luz verde al último trámite que permitirá la construcción de la rotonda del cementerio

El pleno aprobó solicitar al Ministerio de Fomento la cesión del tramo de la CN-431 que amplía la travesía hasta el mismo camposanto.

Pleno de enero en el Ayuntamiento de Cartaya.
Pleno de enero en el Ayuntamiento de Cartaya.

Redacción. El pleno del Ayuntamiento de Cartaya ha dado luz verde, por unanimidad, a la solicitud de cesión del tramo de la CN-431 comprendido entre la rotonda que marca el límite de la actual travesía urbana de dicha vía, a la altura de la gasolinera BP, y el punto kilométrico 108.300, unos metros más allá del actual cementerio municipal de la localidad. De esta forma, el Ayuntamiento solicita al Ministerio de Fomento, que se amplíe dicha travesía en cerca de 900 metros, desde la rotonda del puente de La Barca, hasta el camposanto, último trámite necesario para que pueda iniciarse la construcción de la rotonda que dará acceso al cementerio, “una demanda histórica de los vecinos de Cartaya y un proyecto imprescindible para garantizar la seguridad en este punto”.

Así lo destacó el alcalde, Juan Miguel Polo, que anunció que “si todo va según lo previsto, las obras comenzarán en un plazo máximo de dos o tres meses, para que este proyecto tan necesario sea una realidad lo antes posible”.

Por otra parte, la necesidad de rebajar el nivel de crispación de los plenos municipales centró gran parte del debate de la sesión, y se adoptaron varios acuerdos en este sentido. Con el voto favorable del equipo de Gobierno (ICAR, PP Y PA), en contra de PSOE e IU, y la abstención de UPYD, se aprobó la celebración de los plenos en horario de mañana, concretamente el último viernes de los meses impares a las 9.00 horas.




El alcalde aseguró que el que los plenos dejen de celebrarse por las tardes “no supone un recorte de los derechos de los ciudadanos, puesto que estos pueden seguir las sesiones a través de la radio, que lo retransmite en directo; la televisión; o la página web municipal, donde se cuelgan íntegros”.

En esta misma línea, y con el voto favorable del equipo de Gobierno y la abstención de PSOE e IU, se aprobó una moción del grupo municipal de UPYD sobre el funcionamiento de los plenos, instando a todos los grupos “a mantener un actitud de respeto y educación en el ejercicio de nuestra labor política”.




Por otra parte, y en respuesta a una moción del grupo municipal socialista solicitando un cambio en las ordenanzas fiscales para garantizar bonificaciones y el suministro de agua en situaciones de extrema dificultad, el primer edil argumentó que “tal cambio no es posible por cuanto las ordenanzas se aprobaron hace un mes, después de un amplio período de alegaciones en el que nadie aportó modificaciones a las mismas” y aseguró que “este alcalde y este equipo de Gobierno garantiza que en Cartaya no se cortará el agua a ningún ciudadano o familia que se encuentre en tal caso, y ayudaremos a la gente en esta situación en la medida de lo posible, ya sea promoviendo la flexibilización de los plazos o arbitrando otro tipo de ayudas”.

En esta línea recordó que “desde el año 2011 hemos incrementado las ayudas sociales más de un 75%, según un informe de la Intervención municipal, precisamente para que personas y familias en dificultades puedan hacer frente a la complicada situación actual, pasando de una partida de 30.000 euros para este concepto cuando entramos a una de 150.000 euros en la actualidad”.

Finalmente, recordar que el pleno dio luz verde al proyecto turístico de explotación de una casa de alojamiento rural en el paraje de La Vasca, lo que amplía la oferta relacionada con el turismo de naturaleza en el municipio.




Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.