Unas jornadas pondrán en valor el Aguardiente de Zalamea

Bajo la denominación de 'El secreto del Aguardiente' se celebrará en Zalamea las primeras jornadas dedicadas a este típico producto zalameño.

Edificio de la antigua fábrica de anisados de 'El Pilar'.
Edificio de la antigua fábrica de anisados de ‘El Pilar’.

José Miguel Jiménez / Zalamea la Real. Los días 14 y 15 de diciembre, el Antiguo Mercado de Abastos acoge un encuentro en el que participarán las dos fábricas que actualmente producen ésta bebida en Zalamea. Durante el fin de semana, los visitantes tendrán la oportunidad de conocer mejor las características organolépticas de estos destilados procedentes de Anisados Arenas y Anisados ‘El Pilar’ de Hermanos Martín Rivas

Existe constancia de la fabricación de aguardiente en Zalamea al menos desde los primeros años del siglo XIX, con la existencia de algunas calderas que fabricaban el producto de manera artesanal.

La explotación intensiva de las Minas de Riotinto sería el detonante del aumento de producción del aguardiente, considerada la bebida favorita de los mineros. Su popularidad, y el aumento de la población en la zona, hicieron aumentar la demanda, poniéndose en marcha la primera fábrica de aguardiente en 1873 de la mano de D. José González.




Ya en pleno siglo XX, la cifra de fábrica de anisados fue aumentando con firmas como “Las Tres Casas” o “El Pilar” fundada en 1905 y actualmente gestionada por la familia Martín Rivas o “Anisados Arenas”, surgida en 1942, siendo estas dos últimas las que han sobrevivido. Las especialidades locales son el Anís Extraseco, Anís Seco y Anís Dulce.Así como licores de frutas , gurumelos, huevo, frutos secos, etc.

Estas industrias han evolucionado con el tiempo y actualmente, han modernizado sus instalaciones para satisfacer la demanda, pero el proceso de fabricación artesanal en hornos de leña de encina con productos naturales no ha cambiado , dando a los licores de Zalamea, un prestigio a nivel nacional




También se podrán degustar dulces típicos de la localidad, en los que en anís o alguno de los componentes para su fabricación, son utilizados en la repostería zalameña, como los conocidos “kekes” o los roscos de anís.




Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.